Opinión

Falta labor

Feliciano Valle no ha logrado que Guasave entre en el programa de renovación de camiones  urbanos a pesar de su cargo

Por  Alameda .

Falta labor. Aunque hay quienes dicen que sí han estado pagando la cuota de paisanaje con la instalación de algunos semáforos que eran muy necesarios por el bulevar Millán, al director de Vialidad y Transportes en el estado, Feliciano Valle Sandoval, sigue faltándole trabajo o al menos así es visto por los usuarios del transporte urbano, pues ayer el funcionario estatal participaba en la entrega de la segunda remesa de camiones, programa en el que a pesar de la necesidad, Guasave no ha logrado entrar. Aunque el joven político ha señalado que hay pláticas con los transportistas del municipio debido a que, según ellos no hay el flujo de pasajeros requerido para poder iniciar con este plan de renovación de unidades en Guasave, llama la atención que en el caso de Guamúchil sí se pusieron las pilas y ya contarán con unidades modernas, por lo que queda la duda si en verdad es por lo que argumentan los concesionarios o falta más apoyo de su parte.

Convenientes descuidos. Si se es un poco mal pensado, no se puede interpretar de otra forma mas que de omisión conveniente el hecho de que se haya descuidado el proceso por el litigio de un predio propiedad del Proyecto Desarrollo Urbano Río Sinaloa. Resulta que por los trabajos que realizó la compañía Alvanda, que se encargó de hacer unas tareas de ingeniería y diseño, ahora es propietaria de dos hectáreas con una buena ubicación, es más, una excelente ubicación a futuro. Lo que ocurrió fue que de manera muy oportuna en el 2013, y también durante la administración pasada se descuidó el proceso, lo que dio como resultado que de 8 mil metros cuadrados que inicialmente estaba obligado a otorgar el municipio del predio por los servicios prestados, dejaron pasar el tiempo, no cumplieron con lo que dictaminó el juez y ahora la compañía se benefició del descuido obteniendo más del doble de lo que realmente les correspondía. Como siempre, el asunto apesta a corrupción y a beneficio de unos cuantos que no ven más allá de su propio bien.

Inconformidad. Por otro rumbo, en la Jumapag para ser más precisos, los usuarios han estado realizando denuncias debido a los altos cargos que reflejan sus recibos por cobro del servicio. No se trata de una o dos denuncias esporádicas, sino que hay varios usuarios que vía teléfonica y página de internet de este medio han hecho llegar el reporte, en algunos casos el incremento de un mes a otro supera el 50 por ciento en el costo de facturación, situación que como es de esperarse ha despertado la inconformidad de los afectados. Habrá que ver cuál es el origen de esta problemática.

Sin cabeza. A poco más de tres meses de haberse hecho pública la separación del cargo de la exdirectora de Ecología, Fritzia Berenice Jiménez Estrada, quien supuestamente dejó el puesto al no someterse a exigencias políticas de la actual administración, pues pareciera que nadie quiere esa oficina, o quizá no se la quieren asignar a cualquiera, porque hasta la fecha no hay quien asuma la dirección. Lo raro es que al interior de dicha dependencia se dice que el puesto ya estaba asignado desde los primeros días que se fue la joven bióloga, pero hasta la fecha no se ha hecho ningún nombramiento oficial, a pesar de la relevancia que tiene esa área en el municipio.