Opinión

La alcaldesa se está tardando

¡INGENIO Y FIGURA!

Por  Filiberto Inzunza

Como en el clásico argot deportivo: “Se le vino la noche” a la alcaldesa Aglaeé Montoya Martínez con el caso de San Isidro. Las denuncias por la invasión a la cancha deportiva del poblado han tupido su escritorio, pero hasta el momento no hay acción. Se conoce que un particular ha llenado de maquinaria agrícola ese predio. También que tiene un chiquero a un lado del espacio deportivo, que despide olores nada agradables. El malestar es general en la población, y piden a gritos que intervengan las autoridades ante este abuso. En las gráficas y reportaje de Bardo Villa Castro se alcanza a ver las partes de maquinaria pesada que están invadiendo el espacio deportivo. San Isidro, una pequeña población comunitaria de la hermana república de Angostura, está padeciendo el abuso y el poder de quien se cree intocable. Niños, jóvenes y adultos que acostumbraban acudir a esa cancha para ejercitarse, ya no lo pueden hacer. Los cochis están encerrados en su chiquero, pero de que son cochinos, lo son. Así que la pestilencia que despiden a cualquier hora no es precisamente de un aroma a Carolina Herrera.

Colofón. Y a propósito de aquel dicho de don Ramón Contreras, de que “El que tenga cochis que los amarre y el que no, que no”, pues ahí están guardaditos, pero solamente para la engorda. Aglaeé Montoya se está tardando, es el murmullo que se escucha en el poblado vecinal. Son pocos los espacios deportivos que se tienen en las comunidades, pocas veces se encuentran en óptimas condiciones para la recreación y el deporte, y ahora se les invade como a cualquier hijo de vecino. ¡Yanila!

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo