Opinión

Nadie se acordó del Día del Hombre

¡INGENIO Y FIGURA!

Por  Filiberto Inzunza

Pasó de noche el Día del Hombre. Ni las mujeres se acordaron de él. Sucede todo lo contrario cuando se festeja el Día de la Mujer. Para ella hay mimos, regalos, abrazos, besos, actos alusivos, flores, chocolates, viajes, cenas, comidas y bebidas.

Para él, ¡nada! Día de la Mujer y las autoridades ofrecen homenajes de diferente tipo. Para el festejo del Hombre no hay interés, ni lo mencionan. Y somos nosotros mismos, -los hombres- quienes luchamos también por las mujeres, se les brinda atenciones, se le componen canciones, poemas, les llevamos serenata y nos les declaramos rendidos a sus pies.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Pero la mujer ahora anda en pleitos políticos. La paridad de género es el objetivo que traen metido de ceja en ceja. Siguen abriendo las puertas y ni quién las estorbe. ¡Pero ellas quieren más! De un puesto de regidoras, quieren la alcaldía, alguna diputación, senaduría y hasta la gubernatura.

Tienen su corazoncito y es válido. Desde la misma Edad de Piedra traen ese pleito. Si aquel hombre rústico usaba un mazo o garrote, ellas también lo llevaban al hombro.

Colofón. Y a propósito de mandiles filantrópicos, y en el deporte ni se diga. Pueden fallar un gol y nadie les gritará como lo hacen con los hombres: ¡Burro! Si las ponchan en el softbol, tampoco les dirán: ¡Maletas! Y si no hacen la comida, tampoco las regañamos: ¡Vamos por unos tacos!

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo