Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Gómez de la Serna

Por: Marco Antonio Berrelleza

Gómez de la Serna

Gómez de la Serna

El escritor español Ramón Gómez de la Serna murió en Buenos Aires, Argentina, donde residía desde fines de la guerra civil española, el sábado 12 de enero de 1963. El crítico español Antonio Espina nos describe El rastro, libro de Gómez de la Serna: “El extraño mundo del Rastro madrileño ha sido un tema que ha inspirado a Gómez de la Serna muchas veces. Su paseo por esa zona de Madrid comienza por el lugar donde estuvo el conjunto de casas viejas que formó lo que se llamó ‘el tapón del Rastro’ o ‘cabecera del Rastro’.

Frente a frente se alza en aquel paraje la estatua de ‘Cascorro’, el héroe popular madrileño de la guerra de Cuba, Eloy Gonzalo, el soldado que con una lata de petróleo y una tea encendida, atado con una cuerda a la cintura para que, realizada la hazaña, tirasen de su cadáver y lo enterraran en campo español, avanzó solo hacia el fortín enemigo y lo incendió. La estatua representa al soldado en actitud de marchar en dirección al fortín.

El monumento, dice el autor del libro, es bárbaro, es plebeyo, es absurdo. ‘Su bronce es de una hosquedad insensata sobre la luz sensata y anárquica de la lontananza’”.

Había nacido en Madrid, España, el 3 de julio de 1888. Se graduó de licenciado en Derecho en la Universidad de Oviedo, pero no ejerció para dedicarse a la literatura.