Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Hay quienes intentan enrarecer la investigación en torno al caso del tiburonario

“A 10 días del carnaval, no se conoce qué plan de seguridad habrá de imponerse para garantizar la tranquilidad en la máxima fiesta de los mazatlecos.”

¿A quién le interesa enredar el caso? Catorce días y nada. El caso del colapso del tiburonario de Mazatlán debe resolverse rápido. Y será seguramente con un dictamen técnico como se dé luz de lo que sucedió. Y apartir de ahí ubicar a quién o quiénes son los responsables. En un documento hecho llegar por la empresa proveedora e instaladora de los acrílicos del tiburonario, se adelanta que movieron piezas sin personal calificado. Y que eso sucedió antes del 23 de diciembre, en que el tiburonario fuera oficialmente inaugurado. En la comparecencia del exalcalde Carlos Felton, este aseguró que el tiburonario se recibió el 28 de diciembre. ¿Entonces por qué se inauguró el día 23? El asunto lo han comenzado a politizar. Y sin duda eso complicará la solución del problema y sobre todo busca que él o los responsables no sean castigados. En su defensa, Felton argumenta que la administración de Fernando Pucheta se ha manejado con chismes y mitotes. Pero se le olvida que no es ningún chisme y mucho menos un mitote que el tiburonario está en estos momentos cerrado. Y que todos saben que el 1 de febrero colapsó uno de los acrílicos de esa pecera. Quienes buscan enrarecer la solución del problema se les olvida que en la obra están involucrados dineros públicos. Se les olvida que hubo y hay responsables de todo lo que se hizo. Y que existe la instrucción de que todo se aclare y se castigue a los culpables. Felton y sus seguidores panistas quieren inducir que la administración puchetista se ponga a trabajar en lugar de investigar. Pero no se puede dejar libres a los responsables. Por salud de todos. Porque los ciudadanos ya están hartos de impunidad.
Pese a sobrevigilancia, se da otra balacera. El patrullaje es constante. La presencia militar permanente. Y a pesar de todo eso, ayer por la noche una persona fue acribillada a balazos en el fraccionamiento Tellerías. Justo a una cuadra de las instalaciones de la Policía Ministerial. ¿Así o más cínicos los delincuentes? Al parecer, los asesinos lo estaban esperando afuera de unas oficinas ubicadas por ese fraccionamiento. Apenas abordó su camioneta aparecieron los sujetos y abrieron fuego en su contra. Los disparos se escucharon a varios metros a la redonda. Incluida en su cercanía las instalaciones policiacas. Esto pinta de gravedad a Mazatlán porque se tiene una mayor presencia policiaco-militar que ya quedó demostrado que no inhibe a los delincuentes.
Desconocen el plan de seguridad para carnaval. Las autoridades civiles que participan en las fiestas de carnaval no saben nada. Y el coordinador general del Consejo de Seguridad Municipal Guillermo Romero confirmó que hasta ayer no los habían invitado para conocer a detalle el operativo que se realizará con motivo de las fiestas de carnaval. Se supone que los jefes policiacos ya analizaron conjuntamente con el Ejército y Marina la estrategia de seguridad para Carnaval. Pero hace por lo menos ruido que no hayan solicitado la participación de las organizaciones civiles para su diseño. Y se parte del hecho de que los militares no saben cómo es la fiesta de carnaval. Desconocen qué lugares de la zona carnavalera son clave para la seguridad de las personas. No tienen la experiencia de dónde y cómo se han presentado algunos hechos que han trastocado a las fiestas. De ahí la importancia que tiene para los militares contar con gente bien enterada.