Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Hornos escolares

NUESTRA OPINIÓN GUAMÚCHIL

¡¡Uf!! Que calorón son las palabras que más se escuchan no sólo en los hogares o en la calle, sino además en las escuelas de todos los niveles que carecen un sistema de refrigeración en condiciones optimas. Las altas temperaturas que se han registrado en los últimos días ha provocado que muchos de los alumnos presenten cuadros de deshidratación, mareos y sagrados nasales, lo que ha provocado que tanto padres de familia como maestros tomen medidas pertinentes para evitar la exposición al sol y en lugares sin ventilación.

Pese a que los planteles ubicados en la zona centro de la ciudad, cuentan con servicios de aires o coolers la realidad es que son insuficientes, por lo que pensar en las escuelas de la zona rural es imaginar encontrar situaciones que los lleva a salir bajos los árboles para recibir las clases.

Las necesidades en las instituciones ha llevado a sumar esfuerzo de los docentes y padres de familia para llevar a sus hijos la comodidad de los aires acondicionados, sin embargo el esfuerzo del trabajo diario para completar la herramienta que les permita recibir la educación en condiciones óptimas, se confrontan con la falta de subestaciones eléctricas que debido a los altos costos no son al alcance del bolsillo de los padres de familia y mientras tanto los menores a sudar la gota gorda.

El clamor general es que se debe reajustar las clases en esta zona debido a las altas temperaturas, las cuales han alcanzado los 40 grados y las cuales pudiera aumentar debido a que la temporada de verano aún no ha alcanzado su punto más alto, sin embargo, esta solicitud que han realizado de manera verbal y aún sin formalizar pudiera ser analizada en beneficio de los alumnos de los distintos niveles.