Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Industria del secuestro

NUESTRA OPINIÓN

Algo que preocupa no sólo a las autoridades del estado sino de todo el país, es el repunte del delito del secuestro, un "negocio" que había quedado atrás y que está siendo retomado por grupos criminales.

El desmembramiento que han sufrido los cárteles de la droga ha dado lugar a que sus integrantes, los que han podido sobrevivir a la embestida de las fuerzas federales, recapitulen sus hechos criminales y vean como una mejor opción la privación ilegal de la libertad para luego pedir rescate.

En Sinaloa, aunque el mal no ha sido erradicado por completo, este ha tenido una tendencia a la baja; sin embargo, el gobierno estatal no debe bajar banderas ante las constantes amenazas que prevalecen en esos grupos que se mantienen al margen de la ley.

Pero no sólo las mafias son un escollo para mantener la paz de los sinaloenses. Existen hechos en donde se han visto involucradas personas aprendices de delincuentes.

Según la Unidad Especializada Antisecuestros, dependiente de la Procuraduría General de Justicia, hay actores dentro de la propia familia del secuestrado que han expuesto a sus consanguíneos y ellos mismos por unos puñados de pesos.

Es justo reconocer que en Sinaloa, gracias a la UEA, durante el presente año, este delito se encuentre retenido y los casos que se han presentado han sido resueltos satisfactoriamente, rescatando sanos y salvos a las víctimas, y sus secuestradores se encuentren ahora tras las rejas.

Desafortunadamente esto no puede constituirse en "llamarada de petate", pues el peligro está ahí, latente, más cuando los grupos criminales han cambiado sus estrategias y han visto como sostén el secuestro.