Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Inversiones muy positivas

FINTA Y... ¡GOL!

Invertir en el mejoramiento de las unidades deportivas como lo está haciendo Sergio Torres Félix, presidente municipal de Culiacán, es una acción que se le debe elogiar, porque demuestra disposición por darle a la niñez y juventud mejores espacios para la práctica de las diferentes disciplinas.

Además, las obras se realizan en las colonias de la periferia de la geografía de Culiacán, en los lugares que requieren de mayor apoyo, porque suelen ser en algunas partes, sitios conflictivos por el desorden social y familiar que envuelve al entorno de la vida.

Sean bienvenidos estos apoyos de la administración municipal, un gran gasto que lleva la intención de brindar un fin colectivo a la población más vulnerable y sobre todo que sea un vínculo para atacar la drogadicción que tanto daño le hace a la juventud.

Pero además de la buena intención del alcalde Torres Félix, sentimos que también debe haber la misma corresponsabilidad de parte de las colonias que son beneficiadas, pues la historia refleja que el problema no es la rehabilitación de las unidades deportivas, sino darle un buen mantenimiento que les permita tener un uso más largo de vida en las mejores condiciones.

Y para que eso pueda ser realidad es necesaria la integración de reales comités de vecinos y promotores deportivos con una convicción de servicio, sin el afán de buscar el lucro personal o bien, sin defender intereses de tinte político que vayan en contra de la esencia del beneficio colectivo.

Lo de la política lo incluimos en nuestro comentario, considerando la problemática legal que viven las unidades deportivas de la colonia Antonio Nakayama y Fraccionamiento Valle Alto, lo cual le impide al Ayuntamiento de Culiacán realizar mejoras en ambas áreas, hasta que no se resuelva los casos que se ventilan en el juzgado.

Pero reiteramos felicitaciones a Sergio Torres por la cuantiosa inversión que su administración le está destinando al mejoramiento de varias unidades deportivas de las colonias de Culiacán y ojalá que también su buena acción sea valorada por los beneficiados, se organizen y puedan darle un mantenimiento adecuado para que les duren muchos años y no se conviertan en elefantes blancos como lucen en la actualidad otros espacios deportivos.

Un límite. No dudamos de que los acuerdos internos que se toman en una Liga y concretamente nos referiremos a la categoría Platino van enfocados a tratar de beneficiar a determinados clubes que se encuentran en desventaja en cuanto a la conformación de sus planteles, pero cuando se trata de un circuito afiliado al máximo organismo tarde o temprano pueden aparecer los problemas administrativos.

En efecto, porque eso fue lo que sucedió en dicho circuito, cuya directiva permitió mucho tiempo que los jugadores pudieran actuar con credenciales no expedidas por la Afoesac en los partidos oficiales.

De tal manera que esa anomalía fue la que propició la suspensión del choque de cuartos de final del pasado fin de semana entre la UAS y Materiales La Ceiba, ya que los materialistas no presentaron para la segunda todos sus registros avalados por la Afoesac.

Incluso, otro de los acuerdos que se han tomado en el torneo para jugadores de 60 años, es la de permitir la entrada de elementos que no cumplen con dicha edad, violando el reglamento de la Asociación Estatal.

Solo esperamos que para la ronda semifinal y final los cuatro equipos que irán por los máximos honores estén en regla como son la UAS, La Capilla, Óptica Buena Vista y Pumas y no vaya a darse una protesta que impida, como sucedió en la Diamante, que no hubiera batalla titular.