Opinión

Todos los caminos conducen ¿al Zócalo?

RINCÓN BEISBOLERO

Por  José Carlos Campos

LOGRO-. La selección de jóvenes menores de 13 años resultó campeona del torneo Cal Ripken Jr que se llevó a cabo en Branson, Missouri. Brillante desempeño del cuadro que estuvo bajo el mando de Karim García, llegando al cetro de manera invicta. Esto viene a ser un buen campanazo de Probeis y de Édgar González, así sea en una categoría a la que muy poco apoya, en donde nuevamente lo que brilla por su ausencia es ese fantasma llamado Federación Mexicana de Beisbol, cuyo presidente hoy es más parecido a una edecán que a un florero. Hace días que nos decía Karim que eso de ser mánager en el profesional le llamaba la atención pero que no llegaba aún la oferta “buena”. Ojalá y este logro lo anime a aventurarse y enriquecer la por ahora mermada oferta de manejadores mexicanos y abanderar la nueva generación que se espera surja. Por otro lado, otra conquista que obliga a que se voltee a ver que son las ligas infantiles a las que se debe apoyar si es que se pretende realmente transformar al beisbol mexicano. Ahí es donde está el semillero y es ahí donde germinan las intenciones. Los edificios se inician en los cimientos, no en los pisos de arriba.

HABLANDO DE-. Nos comparten lo que se publicó en un diario presumiblemente de Baja California y que de fondo, entraña uno de los grandes retos del Gobierno federal en materia de apoyo al beisbol. Dice el texto de lo que nos compartieron: “La oficina de beisbol que tiene el Gobierno federal, a cargo de Édgar González, dicen, pactó con Enrique Mayorga, presidente de la Federación Mexicana, la salida de Freddy Armando Lugo Valenzuela del consejo directivo.  Así, el paladín solo tendría el cargo de presidente de la Asociación Estatal de Beisbol de Baja California, pero más vulnerable, pues cada día se suman más los que quieren verlo fuera de la pelota, en la que ha estado haciendo y deshaciendo por más de 20 años, una gestión que se ha distinguido por los castigos dictados a diestra y siniestra, sin importar que sean niños y adultos, el caso es tenerlos sometidos a base de amenazas, siguiendo el ejemplo del fallecido teniente coronel Alonso Pérez González, presidente de la Femebe”.  Ojalá y sea cierto que saquen del camino al dictadorcito de la pelota de Baja California, una de las peores herencias que dejara el nefasto Alonso Pérez y a quien mucho solaparon para que literalmente desmadrara a este deporte en su estado. Ojalá y Édgar se anime. Es hora de poner la basura en su lugar.

COLOFÓN-. Otro asunto más en el cual Probeis debería echar ojo en este sexenio de “a todas voy”, es lo que se refiere a los diversos circuitos amateurs que se realizan en el país y que deambulan bajo la desfasada etiqueta ya de “Primera Fuerza” y que en realidad son “amateurs semiprofesionales”. Sepa usted que acaba de concluir, y con mucho éxito, la temporada de la liga Suprema del Sur de Sonora, circuito en el que comparten acciones lo mismo un buen puñado de jóvenes talentos de la región y no pocos expeloteros que lograron nombre en la pelota de paga. Campaña llena de buenos detalles, que atrajo mucha gente a los parques de pelota y que está siendo llevada por rieles que la pueden llevar a instancias de seriedad como para ser visto como una futura liga de desarrollo, de esas que pocas existen en México. Felicidades a su presidente, Jesús Álvarez Iceido, y los dueños-patrocinadores de equipos. Cuando una liga está vacunada contra la grilla y los competidores saben ser socios, las cosas caminan cosiendo y cantando.

UMBRAL-. Siguiendo la línea de esta columna aparentemente diversa, puede y se vea que entre líneas se lea una especie de “aviso parroquial” que en la Liga Mexicana de Beisbol deberían leer. El presunto cataclismo que medios por interés (propio y ajeno) anuncian para la LMB en la junta que se efectuará el jueves y que presentan como el dilema de entre si corren a Javier Salinas o si se crea otra liga de verano, puede y esté tomando rumbo a otro giro menos inesperado.