Opinión

¿Qué es la koinonía?

LA VOZ DEL PAPA

Por  José Martínez Colín

Para saber. Se cuenta que en cierta ocasión, al subir a un tren en macha, a Gandhi se le soltó una sandalia y cayó en la vía. No pudieron recuperarla, pues el tren avanzaba. Entonces, Gandhi se descalzó su otra sandalia y la arrojó a la vía. “¿Por qué haces esto?”, preguntaron sorprendidos. Gandhi contestó: “Quien encuentre una sola sandalia no le servirá, pero si tiene el par ¡podrá usarlas!”. Pensar en las necesidades ajenas nos lleva a compartir nuestros bienes. 

Para pensar. En el desarrollo de la Iglesia, ha sido muy importante la ‘koinonía’, dice el Papa Francisco, pero ¿qué significa esta palabra rara? Es un término griego y significa poner en comunión, compartir, ser como una comunidad. Se refería a participar en el cuerpo y la sangre de Cristo. Por eso decimos que comulgamos o recibimos la Sagrada Comunión, o sea, entramos en comunión con Jesús y desde ahí con los demás. La santa Madre Teresa de Calcuta nos muestra la alegría de dar. “Tuve mi mayor experiencia de amor con una familia hindú. Un señor vino a decirme de una familia que no tenía para comer. Tomé arroz y fui. Vi a los niños, sus ojos brillaban de hambre. La madre de los niños tomó el arroz y salió. Al volver le pregunté: ‘¿A dónde fue?’ Me respondió con sencillez: ‘Ellos también tenían hambre’. Me impresionó que fue a compartirlo con una familia musulmana. Ya no llevé más arroz, pues quería que disfrutaran de la alegría de compartir, no solo del arroz, sino de su felicidad, al dar con un amor sin límites. El amor se aprende en la familia”.

Para vivir. El modo adecuado de ser cristiano es compartir, eso es amar. El papa Francisco afirmó que la señal de que nuestro corazón se ha convertido, es cuando llega al bolsillo. Ahí se ve la verdadera generosidad.