Opinión

Las cartas desde el Más Allá de Martin Luther King para Aaron Hicks

EN LA PELOTA

Por  Juan Vené

Coral Gables, Florida. (VIP-WIRE).- “Tener menos dinero del que uno necesita es dramático. Pero mayor problema es poseer más dinero que el necesario”… Jim Dawson.-

* Mis querido Aaron…: Te escribo desde este Más Acá por tres motivos…: 1) Porque hoy lunes es mi día en Estados Unidos, como todos los terceros lunes de cada enero. 2) Porque fui líder de los negros estadounidenses hasta cundo me mató un blanco racista con un tiro a la cabeza. 3) Porque eres el único negro estadounidense en el roster de los Yankees… Bueno, Giancarlo Stanton es mulatón.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

También te escribo porque alguien tiene que hacer algo para que haya más negros en Grandes Ligas. La situación es grave. Los negros nativos de Estados Unidos somos el 13 % de la población nacional, pero en las Grandes Ligas solo llegamos al 5 %.

Eres un muchacho californiano de San Pedro, de 31 años, buen centerfielder y firmado para ser de los Yankees por lo menos hasta 2026, por 64 millones 428 mil 567 dólares como honorarios hasta ese año. Y Giancarlo también recibe multimillones como sueldo. Por eso nadie puede decir que los Yankees no tienen más negros por racistas.

Los ejecutivos del beisbol recalcan que los negros no quieren jugar a la pelota porque es más difícil que el futbol americano, que el futbol soccer y que el basquetbol.

¡Quién sabe! Pero vale la pena establecer plenamente por qué estamos como estamos, a ver si resolvemos el problema.

Hay casos muy peliagudos como el de los Dodgers. Fue el equipo que reabrió las Grandes Ligas para los negros, cuando en 1947 firmaron a Jackie Robinson. Y a eso le han sacado el mayor provecho publicitario. Pero solo aparecen en ese roster para este año, un negro, David Price, y un mulato, Mookie Betts.

Un examen de los 30 rosters sobre este tema puede dar resultados lamentables.

Te digo, amigo Aaron, reconozco que, en numerosos casos, la discriminación se convierte en la disculpa de los incapaces. O sea, fracasan por ser negligentes o por falta de facultades y culpan a una supuesta discriminación racial.

Hay equipos de básquet con casi todos negros. Pero en el beisbol, temo que pronto habrá rosters como los anteriores a 1947, es decir, sin negro alguno. Sería muy triste, porque el beisbol es el deporte nacional de Estados Unidos y debería ser bandera de la integración. Por ejemplo, me sentí muy feliz cuando el 8 de abril de 1974, en Atlanta, un lanzador negro, Al Dawning (Dodgers), lanzó la bola que un bateador negro, Hank Aaron (Bravos), sacó del parque para superar el récord de 714 jonrones de Babe Ruth, vigente durante 39 años.

Amigo Aaron, mejoremos el futuro... Abrazos, Martín.

ATENCIÓN.- En Google, el archivo de “Juan Vené en la Pelota”, en “el deporte vuelve a unirnos”.

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo