Opinión

LA GLORIETA

Por  La Glorieta La Glorieta

Amenazas. El presidente municipal de Culiacán, Jesús Estrada Ferreiro, ha vuelto a perder los estribos ante los reporteros que lo cuestionan sobre las deficiencias y los problemas que hay en la ciudad, y que la misma población denuncia a los medios de comunicación, porque las autoridades municipales simplemente no hacen su trabajo de una manera eficiente. El Ayuntamiento citó a los reporteros muy temprano a un recorrido por las calles de la ciudad, en el sector El Barrio, porque quería demostrar que las calles no estaban llenas de baches, y acudió a una que sí estaba en muy malas condiciones, pero dijo que la iban a reparar; y ahí se volvió a encender y empezó a arremeter contra los medios de comunicación, particularmente contra el noticiero radiofónico Línea Directa, a quien amenazó con acudir a las instancias correspondientes para censurar a este medio, porque —según él— se orquesta una campaña de odio en su contra por exponer los baches y el mal estado de las calles de la ciudad. Y ante el cuestionamiento del reportero sobre si iba a demandar al noticiero, el primer edil reiteró su amenazada y respondió: “Vamos a hacer lo que tengamos que hacer. Ya está bueno de tanta porquería”. Desde antes de iniciar su Administración, Estrada Ferreiro ha sostenido un discurso de odio ante los medios de comunicación, pero ya llegó a un nivel que amenaza con coartar la libertad de expresión y el libre ejercicio periodístico, y si alguien no le pone un alto al presidente municipal, esto puede seguir subiendo de tono, ante la incapacidad de Jesús Estrada y sus funcionarios de recibir las críticas y las denuncias ciudadanas, que tampoco atienden para resolverlas. 

Funcionarios. Pero la actitud grosera e irrespetuosa que el alcalde Jesús Estrada Ferreiro tiene contra los reporteros y los medios de comunicación también ha sido contagiada a otros funcionarios de la Administración municipal, que en lugar de ponerse a trabajar para resolver los problemas que tiene la ciudad, también han iniciado enfrentamientos verbales con los reporteros e impedido el ejercicio periodístico, como sucedió ayer con el secretario del Ayuntamiento, Othón Herrera y Cairo, quien le gritó a Rogelio Félix, reportero de Línea Directa, “tú no me mandas”, y de inmediato Estrada Ferreiro terminó la rueda de prensa para retirarse a su despacho para ya no responder ninguna otra pregunta. El otro funcionario que bloqueó a los reporteros fue Jesús Ernesto Vladimir Oviedo Barraza, director de Comunicación Social del Ayuntamiento, quien encaró a los comunicadores para acusarlos de acosar al presidente municipal, quien se negó a dar entrevistas para aclarar sus señalamientos, y tuvo una actitud prepotente ante los cuestionamientos de Wilberth González, director de Las Noticias, de Televisora del Pacífico. De ese nivel es la intolerancia de los funcionarios municipales, que entre su inexperiencia e incapacidad para ocupar un cargo público les están costando muy caro a los culiacanenses. 

Condena. Ante las nuevas amenazas de Estrada Ferreiro a los medios de comunicación, particularmente contra Línea Directa y Televisora del Pacífico, la Asociación de Periodistas de Sinaloa hizo un enérgico repudio a estas declaraciones del alcalde, pues considera inadmisibles las reiteradas ilegalidades, agresiones, intolerancia y peligrosa campaña de linchamiento orquestada desde el Gobierno de Culiacán contra los medios de comunicación, a los periodistas, a la libertad de expresión y al derecho a la información. Ante estas peligrosas conductas de Jesús Estrada Ferreiro, la asociación exige al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador; al gobernador Quirino Ordaz Coppel y al Congreso del Estado que tomen las medidas necesarias de manera inmediata para salvaguardar la integridad de los comunicadores; y recordó que el alcalde ha desacatado la recomendación expresa que le hizo la Comisión Estatal de los Derechos Humanos.

Peticiones. El Congreso del Estado volvió a recibir a varios grupos de manifestantes, quienes solicitan reasignaciones presupuestales, como los trabajadores de salud y los médicos de las penitenciarías estatales; así como sindicalizados del Stase. Dentro de una semana será presentado el dictamen, pero luce difícil cumplir con todas las peticiones. Ayer por la tarde, un grupo numeroso de universitarios acompañó al rector de la UAS a una reunión con la Comisión de Hacienda.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo