Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

La curia panista inmersa en la campaña del rencor

SOBRE EL CAMINO...

Las campañas políticas que a su estilo muy personal realizan los candidatos a la presidencia nacional del PAN Gustavo Madero y Ernesto Cordero, será la mejor prueba para saber de que está hecha la militancia panista, pues tienen en sus manos la primera oportunidad de votar por el frente que le apuesta a la política de la conciliación y la negociación sin perder la verticalidad de sus orígenes, o bien por una política extremista y proclive a fomentar con radicalidad la ira y el rencor.

La curia panista, los que más opinan y los que se supone son dueños del control de la militancia de base y que son los menos, tendrán que ser capaces de orientar la mayoría de los votos hacia el proyecto que impulsan y ahí se sabrá si los militantes comunes son convencidos por quienes como Gustavo Madero prefieren las actitudes sensatas y conciliadoras o como Ernesto Cordero que ha centralizado su campaña política en acciones de alta belicosidad en defenestación de sus adversarios en competencia.

Los panistas de cuello blanco, los de traje y corbata, los que han formado parte de la clase gobernante en todos sus niveles y por consecuencia han tenido la oportunidad de probar lo dulce del poder y lo amargo de la banca, está visiblemente dividida en dos frentes arteramente confrontados y el que logre obtener la fórmula para conquistar a la mayoría de una quisquillosa, como impredecible militancia podrá abrir el camino para imponer la política de la civilidad o la política de la beligerancia.

Es visiblemente notable que Gustavo Madero tiene a su favor a la mayoría de los panistas incrustados en la clase dirigente. Eso es evidente, en Sinaloa se ve que la militancia iluminada se subió a ese tren, como en el resto del país, cuyas opiniones favorecen al frente maderista, pero tampoco eso quiere decir que tienen el triunfo asegurado, pues las bases militantes son mucho más y su idiosincracia política es tan variable que igual pueden hacer tributo a la sensatez o probar de que están hechos los radicales.

Hasta ahora los sondeos dicen que Gustavo Madero ganaría. Lo hacen favorito en virtud de una conducta que consideran más civilizada. Es la opinión del sector pensante, pero allá abajo la opinión es diferente. Los militantes de base que en cada elección son movilizados por distintos grupos y corrientes no tienen todavía definido el destino de su voto. Su resistencia o indefinición no obedece a lo malo y lo bueno de los candidatos, sino más bien a la permanencia de los mismos en el poder.

GOTITAS DE AGUA. La lectura para quienes apoyan la candidatura de Gustavo Madero, es que en la medida en que ellos tengan la capacidad política y moral para convencer a los militantes, en esa misma medida habrán de ser los aportadores de la mayoría de los votos que se ocupan para ganar la elección y llevar a su candidato al triunfo el 18 de mayo... Dicen los maderistas que Sinaloa está en la senda del triunfo y en esa oleada optimista están el diputado presidente de la mesa directiva del Congreso del Estado, el guamuchilense Adolfo Rojo Beltrán y su camada de panistas que lo siguen. En la misma línea está el diputado Guadalupe Carrizoza Cháidez y ni se diga del resto de los diputados panistas incluyendo a Judith del Rincón Castro. Por obviedad la dirigencia en pleno de Edgardo Burgos Marentes, cuya estructura está metida de lleno en la campaña a favor de Gustavo Madero...Infaltable, como inevitable la participación activa y abierta del diputado federal Martín Heredia Lizárraga, quien en Sinaloa hace punta en la coordinación de la campaña política...No se puede decir lo mismo de quien fuera el político sinaloense más emblemático en lo electoral: Heriberto Félix Guerra, corderista a morir en la raya...Mayra Lorena Zazueta Corrales, quien fuera líder de Nueva Alianza y antes secretaria de la Sepyc, asumió ayer la dirección de Instancias Infantiles del Issste a nivel nacional.

[email protected]