Opinión

La cuarentena continúa en Sinaloa; no nos confundamos

EL ANCLA

Por  Luis Enrique Ramírez

Aspectos del tránsito peatonal en una de las calles del Centro de Culiacán durante la mañana del lunes.(Foto: El Debate / Noé Mascareño)

Aspectos del tránsito peatonal en una de las calles del Centro de Culiacán durante la mañana del lunes. | Foto: El Debate / Noé Mascareño

Seamos claros y asumamos nuestra realidad: Sinaloa continúa bajo confinamiento, y el riesgo de contagio por COVID-19 sigue siendo el mismo para toda la población. 

Lo peor que podríamos hacer es confiarnos y desatender las medidas de permanecer en casa, aplicar la sana distancia y guardar los más estrictos hábitos de higiene. 

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Riesgoso precedente deja lo ocurrido este fin de semana: numerosas personas salieron de su casa a pasear. Craso error. Abundan quienes no parecen medir el peligro que esto implica: la pandemia más letal de los siglos recientes aún nos amenaza.

Que otras zonas del país hayan terminado la cuarentena no significa nada para los sinaloenses, porque aquí la emergencia sanitaria no se ha levantado. Nada hay que cambiar, pues, por el momento: en Sinaloa, los protocolos de prevención son los mismos, como bien lo expuso ayer el director estatal de Protección Civil, Francisco Vega Meza.

EXHORTO DE CUEN. Especialmente relevante es el llamado que ayer lanzó el químico Héctor Melesio Cuen Ojeda, presidente del Partido Sinaloense (PAS), una de las voces más informadas en torno a la crisis que enfrentamos, dada su doble condición de luchador social y profesional de la salud:

«Hago un exhorto a las familias para que no relajen las medidas de prevención. Las personas que no tengan que salir a trabajar, quédense en casa. Estamos en el momento de más altos contagios en el país y sobre todo en nuestra entidad».
No nos dejemos llevar, advirtió, por el anuncio federal de que la Jornada de Sana Distancia ha concluido. La medida no aplica para Sinaloa, que permanece en semáforo rojo; es decir, el status más peligroso en materia de contagios, pues significa «alerta máxima». 

Pidió estar atentos al semáforo de la nueva normalidad implementado por el Gobierno de la república, donde el color naranja es de alto contagio, el amarillo es de contagio intermedio y el verde es la liberación de todas las actividades.

«Tengamos en cuenta que las orientaciones e indicaciones que hace el Gobierno son difusas, no claras, y ello tiene muy confundida a la población. Ante ello debe caber la prudencia y la calma, para garantizar que el COVID-19 no llegue a casa y tengamos que lamentarlo», expresó el maestro Cuen.

PUCHETA EN ACCIÓN. El buen Fernando Pucheta trabaja 24/7 en auxilio a los sectores más vulnerables de la población, sobre todo de Mazatlán. Las gestiones y entregas de ayuda que su fundación Una Mano Amiga ha realizado desde que inició la emergencia sanitaria son impresionantes, pero es su decisión no hacerlo público.

Ayer, Pucheta fue el primero en reconocer el valor de los pescadores en el Día de la Marina: dedicó su transmisión en Facebook «a los hombres de mar que valientemente buscan el sustento diario y han aguantado tempestades de todo tipo».

Rindió este emotivo homenaje en La Puntilla del hermoso puerto, lugar donde se acostumbra que centenares de familias vayan a despedir a sus seres queridos cuando parten a bordo de buques pesqueros, de carga y transporte; justo a un lado de la Virgen María del Mar, patrona de los marinos. Allí, aprovechó para ilustrar a sus cientos de miles de seguidores virtuales sobre la nueva etapa de la contingencia, que nos exige seguir atentos a las recomendaciones de la Secretaría de Salud.

Destacó el exalcalde el deseo de miles de mazatlecos de regresar a su trabajo, aunque algunos en el ramo turístico como el restaurantero lo hacen tomando sana distancia, a través del reparto a domicilio de sus productos. Sin embargo, admitió que muchos han quedado sin empleo o reciben la mitad de su sueldo. 

También, una vez más, pidió el apoyo a la campaña Consume Local, que desde el inicio de la cuarentena ha impulsado como medida de apoyo a las familias más humildes que forman parte de la micro y pequeña empresa. Enhorabuena.

Síguenos en

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo