Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Mala señal

JAQUE MATE

Las políticas económicas deben ser analizadas en términos de los incentivos que crean y no dlas esperanzas que las produjeron.

Thomas Sowell

Mala señal que una política importante, como la que busca reducir la contaminación del aire en la ciudad de México, se anuncie con siete meses de retraso. Los ajustes al Hoy no Circula debieron darse a conocer en noviembre de 2013, pero hubo que esperar al 18 de junio de 2014 para conocerlos.

Mala señal que cinco días después del anuncio original, el 23 de junio, antes de que las nuevas restricciones entren en vigor, se hayan hecho ya los primeros ajustes. Supongo que el tiempo para pensar a fondo todos los temas y repercusiones del programa no fue suficiente. Es positivo que se determine que la contaminación de los vehículos y no el año de fabricación sea el criterio de decisión, por lo menos en algunos casos, pero el ajuste no resuelve todos los problemas del programa.

Mala señal que otros gobiernos involucrados en este programa digan que no harán cambios. ¿Habrá reglas distintas en las varias ciudades de la megalópolis central del país?

Mala señal que ya se den a conocer excepciones para el cumplimiento de las nuevas restricciones a la circulación. Los tianguistas y trabajadores de mercados públicos --políticamente muy poderosos-- sí podrán transitar con vehículos viejos. Un médico que deba realizar una operación de emergencia no podrá trasladarse al hospital. Tampoco una persona que transporte productos para un banco de alimentos. Las nuevas reglas cometen el peor pecado que puede tener una ley: no son parejas.

Mala señal que quienes ya han verificado sus vehículos bajo el viejo sistema, y recibieron calcomanía 2 porque no había calcomanías 1, ahora serán castigados sin circular todos los sábados mientras no puedan realizar y pagar una nueva verificación.

Mala señal que las reglas no se hayan acabado de definir, pero que el sistema se vaya a aplicar de todas formas el 1ro de julio. El secretario de gobierno del Distrito Federal, Héctor Serrano, dice: "Estamos perfeccionando los mecanismos", pero no por eso se va a posponer la entrada en vigor del programa.

Mala señal que mientras otros países toman medidas sensatas y eficaces para disminuir la contaminación del aire, como aplicar impuestos a las gasolinas y tenencias vehiculares que preservan la libertad de utilizar un auto a un costo mayor si esto es indispensable, en México la clase política sigue recurriendo como práctica habitual a las prohibiciones que sólo generan injusticias y corrupción.

Mala señal que no se haya anunciado ninguna medida ante manifestantes, microbuseros o ambulantes que bloquean vialidades y aumentan de manera importante la contaminación.

Mala señal que el programa no incluya medidas para promover el transporte público, que es la única manera de enfrentar de fondo el problema. Una tenencia vehicular o un impuesto a la gasolina que etiquetaran los recursos directamente al transporte público serían mucho más eficaces para combatir la contaminación que las prohibiciones y restricciones que se han anunciado. Pero quizá el propósito no sea atacar la contaminación.

Mala señal que el programa no haya incluido una prohibición a la importación de vehículos contaminantes. La entrada de autos chocolate ha sido el mayor obstáculo para la modernización de la flota vehicular de nuestro país.

Mala señal que se hagan políticas que agreden a las clases medias bajas que han hecho un enorme esfuerzo para adquirir un vehículo en lugar de ofrecer incentivos para resolver el problema.

Mala señal que el espíritu burocrático, corporativista y autoritario siga prevaleciendo en la clase política de nuestro país.

NEGOCIO

Tengo copia de un oficio del 15 de enero de 2014 con sellos de la LXII Legislatura federal y del PRD. Lo firma el diputado federal Valentín González B., de Ciudad Neza, que pide a las autoridades "otorguen las Garantías Constitucionales" a una persona para circular todos los días en un auto Chevy 2000. Las prohibiciones generan oportunidades de negocio para los políticos.

Twitter: @SergioSarmiento