Opinión

Mamá muy linda presidió un baby

En torno a familiares y amistades disfrutó de una fiesta la futura mamá

Por  Alma Rosas

Imagen ilustrativa/ Pixabay

Imagen ilustrativa/ Pixabay

En un marco de buen gusto y esplendidez se celebró, la tarde del viernes, el baby shower con motivo del inminente arribo al mundo de Gabriel, anhelado hijo de los jóvenes esposos Gabriel Arturo Robles Portugal y Elsa María Soto de Robles, cuya unión de amor será bendecida por Dios con la presencia del primogénito…

La fiesta reunió en torno a la futura mamá a todas las amigas, quienes atendieron la invitación para el cálido festejo que tuvo como marco el salón Zafra a donde las damas invitadas llevaron el firme propósito de compartir la  felicidad y la alegría que invade el corazón de Elsita ante el alumbramiento de su primogénito, Gabriel…

Elsa María lució como lo que es: una mamá moderna, muy actual, vistiendo modelo de encaje nude y tacones de vértigo, portó en la muñeca de su brazo izquierdo el corsage de frescas y aromáticas flores adornado con cintas de seda color azul…

Asistieron tres generaciones: las amigas de la futura bisabuela, Beatriz de Rosas; las de la señora Bertha Alicia de Robles que está a punto de debutar como abuela y todas las amigas de Elsa, que sin excepción hicieron acto de presencia en el festejo…

Para lograr un impacto visual del acogedor salón, las mesas se instalaron en forma simétrica, siendo decoradas con flores de Nochebuena… Regalo en efectivo para la futura mamá, quien correspondió atenciones obsequiando miniportarretratos con imanes…

Tres palabras…

En estos momentos del año que está por terminar, heme aquí Señor, en el silencio y en la soledad para decirte gracias, para solicitarte ayuda y para implorarte perdón…

Gracias, Señor, por la paz, por la alegría, por la unión que los hombres, mis hermanos, me han brindado, por esos ojos que con ternura y comprensión me miraron, por esa mano oportuna que me levantó, por esos oídos que me escucharon, por ese corazón que amistad y amor me brindaron…

Gracias, Señor, por el éxito que me estimuló, por la salud que me sostuvo, por la comodidad y diversión que me descansaron… Gracias, Señor… me cuesta trabajo decírtelo…

Gracias por la enfermedad, por el fracaso, por la desilusión, por el insulto, por el engaño, por la injusticia, por la soledad, por el fallecimiento del ser querido… Tú sabes Señor, cuán difícil es aceptarlo; quizá estuve a punto de la desesperación, pero ahora me doy cuenta que todo esto, me acercó a ti… ¡Tú sabes por qué lo hiciste!...

Gracias, Señor, sobre todo por la fe que me has dado en ti, por esa fe que se tambaleó, pero que tú nunca dejaste de fortalecer, cuando tantas veces encorvado bajo el peso del desánimo caminé por el sendero de la verdad a pesar de la oscuridad, esa fe que me dio la capacidad de soportar dudas y que me desarmó de mi orgullo, para solo en ti confiar y esperar…

Por hoy es todo. No olvide que mañana volveremos a vernos aquí en otro RESUMEN.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo