Opinión

La verdad del “Deforma”

SATIRICOSAS

Por  Manú Dornbierer

La verdad de la conducta del periódico “Deforma “-el nombre que muchos le damos no es mote ni insulto, es una definición- es que se trata de un diario creado por el gobierno de Carlos Salinas. En Wikipedia se califica así “Ideología Política: DERECHA”. Costó y nos sigue costando un dineral : “El periódico Reforma debe 150 mdd al Fobaproa y todos los mexicanos estamos pagando su deuda. Reforma no paga impuestos desde 1993. Carlos Salinas le regaló el terreno dónde está su sede” https://t.co/vyjXzKnP8K.

El 20.7.2019, publiqué un artículo que intitulé” Manuel Camacho Solís creó el “Reforma” Tal evento sucedió el 20 de noviembre de 1993 y por ser fecha del aniversario de la Revolución, los repartidores que por tradición no trabajan ese día, se negaron a distribuirlo, pretexto entonces para siempre para manipularlo desde el Poder.

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

El entonces regente de México, DF, personero de Carlos Salinas de Gortari, Manuel Camacho Solís, había cedido un enorme terreno de la ciudad cuyas dimensiones son 26 664.33 m2, que se encuentra en la avenida Cuauhtémoc cuyo domicilio oficial es “Avenida México-Coyoacán No. 40, colonia Santa Cruz, CP. 03310, hoy alcaldía Benito Juárez, en la Ciudad de México. Se eximió al periódico de impuestos y de cualquier pago ¡hasta del agua!:

Pues HOY ya es hora de que se investigue, entre mucho más, si paga algo y si los 150 mdd a su cargo en Fobaproa los sigue pagando el pueblo de México.

“POR FIN UN GRAN PERIÓDICO LIBRE”, DIJIERON. Hicieron muy bien el show de la inauguración de un periódico “libre, diferente, y mexicano”, aunque” los dueños Junco” vivían o vivirían en Austin, Texas, al amparo de cierto editor gringo gay. Y su traicionado padre, el señor Rodolfo Junco de la Vega (1938), dueño de “El Norte” de Monterrey, escribió la siguiente frase: “Cría Cuervos y te Sacarán los Ojos”.

En aquel momento Carlos Salinas presidente igual de espurio que Calderón, ya estaba de rodillas ante el viejo Bush con el que se había arreglado para darle Pemex. Y su gente fue al periódico “El Financiero” a recolectar a una serie de buenas firmas que había conjuntado su fundador el gran amigo Rogelio Cárdenas Sarmiento. Ahora les ofrecían mucho dinero para irse al nuevo “Reforma”. El primero en traicionar al director de ese buen periódico “El Financiero” fue su primo Sergio Sarmiento. Muchos periodistas se creyeron el cuento de la independencia y se fueron por lana al nuevo “gran” periódico que vio la luz el 20 de noviembre de 1993, día conmemorativo de la Revolución.

La negativa de los vendedores usuales de periódicos en la ciudad, que no quisieron romper la costumbre de “no hay periódico en días festivos” sirvió para que muchos creyeran que “se estaba obstaculizando la libertad de expresión”.

Uy, se sintieron héroes y defendieron al “ninguneado” nuevo diario “libre” con la espada en la mano. Mi querida amiga María Victoria Llamas , Mariví, me habló para invitarme a salir a la calle a manifestar mi amor a la libertad de expresión. Ella fue con gran entusiasmo. La habían invitado a escribir y luego no le cumplieron. Pero de momento hubo periodistas decentes que como ella se tragaron el cuento y luego se lo siguieron tragando por lo bien pagados.

HABLEMOS DE MANUEL CAMACHO (1946-2015)
Amigo y mano derecha, de Carlos Salinas de Gortari, conocemos el final de esa amistad: Salinas no le dio la candidatura presidencial y en cambio la tuvo Colosio (cuya esposa según una película, sufrió una muerte inesperada). Y aquí me permito recordar el año de 1994 -annus horribilis- en que mataron el 23 de marzo Luis Donaldo Colosio (1950-1994) en Lomas Taurinas Tijuana, en tanto que su jefe de campaña Ernesto Zedillo se encontraba en la otra punta del país. cuando el 28 de Septiembre mataron también y a José Francisco Ruiz Massieu (1946-1994) en la calle de Lafragua en la Ciudad de México, siendo en aquel momento el presidente del PRI.

Camacho Solís fue uno de los pocos políticos en que creí y con el que hice amistad. Incluso, le organicé con mi gran amigo Roberto Trauwitz, dueño de las famosas Bodegas del Molino, en Puebla, un grupo de apoyo para la candidatura presidencial, que, de acuerdo con una promesa de juventud, Salinas debía darle a él primero y le pasaría después a otro amigo, Ruiz Massieu. Y ya vimos cómo se torció el destino. Pero al final me di cuenta de que Camacho no era el Manuel que nos hizo creer.

Lógico, era peón de Salinas. Lo grave en el caso es que resultó ser en realidad más dócil y él precisamente fue el indigno creador del salinista periódico “Reforma”, muy hábilmente disfrazado de LIBRE.

1. Salinas y Camacho solo invitaron a su periódico a los que sabían dúctiles. Salieron en la TV un montón de periodistas paseando en los jardines de la casa presidencial Los Pinos (entonces). Las estrellas fueron Elena Poniatowska y Carlos Monsiváis, cada uno tomado de un brazo de Salinas. Muchos nos quedamos sorprendidos, pero hay que reconocerlo, ni ella ni él entraron al Deforma. Carlos Monsiváis fue invitado a escribir una página el domingo en “El Financiero” y a mí (por su puesto ausente de LOS PINOS) me invitaron para escribir el sábado, ya que solo aparecía “El Financiero” hasta entonces entre semana. Fue en ese periódico durante 5 años en que utilicé el nombre de “Satiricosas”.

Por haber sido despedida en 1991 de Excélsior a las órdenes del hermano del presidente, me semiretiré un par de años “hasta que se largaran los Salinas” …. CONTINUARÁ.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo