Selecciona tu región
Opinión

“Médicos de México Uníos”

DIVAGACIONES DE LA MANZANA

Por Martha Chapa

-

Una vez más el país resiente decisiones autoritarias e improcedentes del presidente López Obrador.

Se trata ahora del compromiso que adquirió en su reciente viaje por Centroamérica y el Caribe, específicamente en el caso de Cuba, donde anunció que se contratarían a quinientos médicos cubanos, no obstante que la pandemia está por el momento disminuido y bajo control.

Pero lo más grave, es que se comete una grave injusticia al desdeñar la capacidad de los médicos mexicanos, además de que miles de ellos se debaten en el desempleo a pesar de haber concluido sus estudios profesionales satisfactoriamente. Así también, miles suspiran por conseguir apoyos para continuar sus estudios de especialización, sin que el propio presidente y las autoridades de salud se preocuparan por atenderlos y elevar la calidad de la medicina de nuestros servicios médicos, como ha ocurrido en otros rubros, ya se trate del fallido INSABI, IMSS bienestar o el grave desabasto de medicinas.

Por si algo faltara López Obrador, mintió sobre la supuesta ausencia de los estudiantes o pasantes de medicina de la UNAM, durante la pandemia, cuando si se presentaron y cumplieron a cabalidad de acuerdo a los protocolos dictados por el propio Gobierno.

Así, los que provendrán de la Isla, como los que ya estuvieron aquí dizque prestando un servicio, en opinión de los doctores mexicanos que son quienes si le hicieron frente en verdad a la pandemia, no eran aptos para cumplir con tan delicada misión, como tampoco supieron de sus trayectorias a fin de constatar que fueran las más idóneas. Personal cubano, que por otro lado ha sido esquilmado por las autoridades de su propio país, al grado de que se ha calificado como una ilegal trata de personas, que bajo el esquema de una dictadura con su élite Política-militar, explotan por igual a las grandes mayorías de su población.

En todo caso, nos remite a una más de las decisiones abusivas y erráticas, del presidente mexicano, que incluso puede provocar un movimiento social de consecuencias impredecibles para él mismo y la estabilidad del país, además de una afrenta, en especial para nuestros profesionales de la medicina, que con tanto esfuerzo y privaciones concluyen su formación. Baste recordar lo que ocurrió entre 1964 y 1965 cuando médicos y trabajadores del Sector Salud hartos de las condiciones laborales en que desarrollaban su profesión, se revelaron para defender sus derechos bajo el lema de ”Médicos de México Uníos”.

Síguenos en