Opinión

Más vale prevenir

NUESTRA OPINIÓN GUAMÚCHIL

Por: Redacción

Debido al brote de brucelosis en la zona serrana de El Fuerte, los ganaderos de la región del Évora no se quedan con los brazos cruzados y emprenden acciones que van encaminadas a la prevención.

En los últimos meses han venido arrastrando un fuerte problema con el abigeato, situación que los pone en una zona de desestabilización, y ahora con la alerta sanitaria que ha surgido en la parte norte del municipio, pone en alerta y se establecen medidas de precaución que van encaminadas a evitar cualquier problema de enfermedad del ganado.

Ante esta situación, las acciones que puedan llevarse a cabo, como el programa de areteo en el ganado, pudiera evitar el brote de brucelosis o tuberculosis, que no sólo afecta la comercialización de los productos, sino además de la misma carne. La zona centro, en la que se ubican los ganaderos de la región, se han mantenido en condiciones de salud adecuadas, por lo que las acciones que se establezcan permiten tener acciones preventivas, sin embargo, desde ya se recorren corrales para determinar las condiciones en las que se encuentran y con ello garantizar la salud de las reses.

En el mercado el posicionamiento de los productos derivados de la leche, la carne y la res en pie ha tenido en los últimos meses una buena estabilidad, sin embargo, esto genera un riesgo debido a que pudiera entre la población crear psicosis, provocando el desplome del consumo y por tal, desequilibrio a los ganaderos.

Y aunque el riesgo con la brucelosis persiste en el consumo de la leche, la carne se encuentra en perfectas condiciones para ser consumida por el hombre, sin embargo, el miedo al contagio persiste. Para esto, en la región se establece un cerco sanitario constante en donde se supervisa con regularidad el ganado, y a decir de los líderes ganaderos con el trabajo en conjunto de todo el gremio se podrá tener esta zona libre de cualquier enfermedad.