Opinión

México, el peor país para ser periodista

SINALOA

Por  Opinión Estatal

El asesinato del periodista sonorense Santiago Barroso viene a recordar lo que ya se sabe desde hace varios años, México es el peor país del mundo para ejercer el periodismo. Quien se dedica a esta profesión corre el riesgo de que, al asumir el compromiso de informar, investigar, escribir, señalar a quienes están en puestos de poder, quedar en una posición en donde prácticamente con la mano en la cintura pueden ordenar la muerte de quien solo cumple con su trabajo.

La guerras contra el narcotráfico, situaciones anómalas que suceden en instituciones públicas, donde hay funcionarios que no hacen su trabajo de la manera adecuada, asuntos de política, son situaciones del diario vivir en el país; ante esto, el periodista no puede callar, pues quién si no ellos son los responsables de escribir esas historias de lo que realmente sucede.

Sin embargo duele ver cómo la sociedad sí calla cuando se asesina a un periodista, quienes al parecer en muchos de los casos no dimensionan el alcance de estos hechos. Y es que la labor del periodista y el reportero es ser la voz que cuestiona, que pide datos que son de interés de todos los ciudadanos; el periodista es la voz del pueblo, quien en muchos de los casos no tiene oportunidad de hablar de tú a tú con el funcionario o servidor público.