Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Narco cultura y excesos

PUNTO DE VISTA

Narco cultura. La narco cultura en Sinaloa no se mide por la música que se escucha, la vestimenta llamativa y prácticas violentas que permea en algunos, ni el derroche de dinero y la prepotencia que muestran, ni es algo que se frene confrontando ciudadanos "dignos" contra "indignos". Por supuesto que somos más quienes tenemos un trabajo decente, pero eso no quita que en Sinaloa, por omisión y con permisividad institucional, se haya extendido la legitimación social a los usos, costumbres y personas que se dedican a la narco actividad.

Nos guste o no, Sinaloa ha sido cuna de grandes narcotraficantes y ha adquirido notoriedad por ello, junto a otras virtudes que nos enaltecen como la productividad hortícola y marítima, aquí crecieron liderazgos delictivos como el de Félix Gallardo, Caro Quintero, Ernesto Fonseca, Amado Carrillo, los Arellano Félix, "El Chapo" Guzmán y "El Mayo" Zambada, entre otros. Ninguno de ellos hubiese logrado lo que tuvo o tiene, de no ser porque contaron con protección y complicidad oficial, desde estructuras de seguridad, esferas del poder político, incluyendo la de grandes empresarios. La narco política es una realidad, como lo es el lavado de dinero y también la admiración que despiertan en ciertos segmentos sociales, sobre todo cuando observan que los narcos hacen fortuna en poco tiempo, que tienen lujos y mujeres bellas, que cuentan con protección policiaca y que algunos políticos y empresarios les toleran y otros se asocian a ellos.

El dinero de la narco actividad penetra y corrompe muchas esferas de poder, por ello es imposible que desde la ciudadanía se construyan los frenos y encuentren soluciones. Si el estado no puede o no quiere frenarlos, menos podrán los ciudadanos.

Narco Tours. El mismo gobierno federal está alimentando el morbo, al organizar con algunos comunicadores "giras" para mostrarles los narco túneles y los condominios Miramar. Primero fue Loret de Mola, quien hizo un recorrido acompañado de la Marina, con montaje y todo, y hasta filtraciones de supuestas conversaciones con el "capo", luego vino una comitiva de prensa nacional, e igual, hicieron el Narco Tours guiados por la Marina. Ya ni marinos parecen, ahora se comportan como guías de turista quienes están en los campamentos, todo por convencernos de la "efectividad" de su estrategia. ¿Será?

La Higuera del Diablo. "No tiene la culpa el indio sino quien lo hace compadre" dice el dicho, y en este caso sería, no tiene la culpa el Diablo, sino quien lo empoderó. Seguramente Conalep ocupaba una sacudida y cambios en su interior, pero no para repartirlo como botín, sin criterios académicos y sólo como cuotas de poder político. En estas semanas han tomado protesta varios exfuncionarios del Ayuntamiento de Mazatlán, se entiende que Higuera se apoye con colaboradores de su confianza, pero eso que hasta las cooperativas y puesto de bajo nivel están siendo renovadas con marcaje de su grupo partidista, es un exceso y se lo permiten. ¿Y así no quieren que digan que es gobierno de cuotas y cuates?

Ni una más. Alto a la violencia contra mujeres. Es la consigna lanzada por el Colectivo de Mujeres, en el marco del Día Internacional de la Mujer.

[email protected]