Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

No aprenden

LOS MOCHIS

Las fuertes inundaciones ocasionadas por las lluvias del viernes por la noche dejaron de nuevo en evidencia de que las autoridades y la población no ha aprendido la lección para evitar pérdidas materiales, pero sobre todo humanas.

El saldo de la precipitación pluvial más intensa de la temporada fue totalmente negativo, con la muerte de dos personas, al intentar cruzar un canal en una colonia popular de Culiacán. Se hacen muchas recomendaciones para que los automovilistas se abstengan de circular por estas zonas de alto riesgo, pero se hace caso omiso a esos sencillos consejos.

Pero también, por otro lado, hace falta una mayor acción por parte de las autoridades estatales y municipales, ya que se tienen identificados los puntos de riesgo, pero no se hace algo más para cuidar a la población.

Otro de los puntos delicados es la falta de revisión de viviendas que fueron construidas en zonas de peligro, y que, cada vez que llueve fuerte, sufren inundaciones y pérdidas materiales, pero que deberían de ser reubicadas para evitar más problemas.

Desafortunadamente, la población carece de cultura de la prevención y de conciencia, ya que siguen arrojando basura a los arroyos y canales, lo que provoca que el agua no fluya libremente y así, vienen las inundaciones.

Tal parece que este 2014 se presentarán muchas más lluvias que otros años, y según la Comisión Nacional del Agua, junio superó los récords históricos en precipitaciones, y en los primeros días de julio se percibe que también habrá nueva marca.

Todo esto será benéfico para el sistema de presas en la entidad, ya que la proyección indica que recuperarán los niveles y se resolverá el problema de riego para los ciclos agrícolas que se venían presentando desde hace varios años.

Se hace mucho hincapié en las medidas de prevención durante la temporada de lluvias, pero también, las autoridades deben hacer algo más para atender estos problemas.