publicidad
Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Nueva primavera

COMPÁS Y ESCUADRA

Estamos en la primavera, periodo del año de reconstrucción de la naturaleza y recreación de procesos vitales. Tiempos de sembrar, como lo dijo un antiguo místico, las semillas de vida en el jardín del alma; semillas de bondad y tolerancia que cuidaría celosamente durante los chubascos y los fuertes vientos primaverales; que velaría para que sazonara y madurara hasta el verano y la protegería entonces del calor del sol y las grandes lluvias.

Cada uno de nosotros puede sembrar tal semilla en esta época del año, sabiendo que con el advenimiento de la primavera llegan también muchas oportunidades de ponernos a tono con los cambios que con ella se originan: podemos modificar nuestra naturaleza, nuestra disposición, nuestra manera de pensar y de actuar, y hacernos nuevos de mil maneras.

"Podemos en realidad, limpiar la casa en la primavera, despojándonos de muchas creencias falsas y costumbres arraigadas, de muchos hábitos y rasgos de nuestro carácter que se acumulan como las malas hierbas en un jardín, impidiendo que nuevos proyectos, nuevos pensamientos y nuevas ideas, crezcan vigorosos y bellos." Dijo Spencer Lewis.

Podemos buscar el renacimiento del pensamiento y de la voluntad en la primavera del año. Podemos armonizarnos con los procesos de la naturaleza, y por un cambio definitivo en nuestra naturaleza individual. Modifiquemos nuestro medio ambiente actual, para buscar en nosotros mismos una reconciliación con la naturaleza.

Con un cambio en el modo de pensar, hacia la vida, hacia la legalidad, a la construcción, hacia lo correcto, vendrá un acrecentamiento de nuestra habilidad para vivir en paz. Se producirá un engrandecimiento en toda nuestra vida, llegaran las bendiciones del universo, como en primavera.

De esa manera, pronto puede usted descubrir que el renacimiento primaveral le ha conducido al verano de alegrías y de paz profunda. Y solo así, durante el otoño y el invierno gozara, entonces, de la vida como antes jamás la había gozado. Crucifique a sus vicios y costumbres que perjudican a otros, Resucite a una nueva primavera de respeto a la familia, la amistad, el orden y las acciones positivas.

[email protected]