Opinión

Nuevo atentado del Químico contra la prensa

Por  Fernando Zepeda

Nuevo atentado del Químico contra la prensa. Corría el noticiero Viva la Noticia normalmente el día de ayer. Su conductor, el periodista Felipe Guerrero, llegaba casi al final de su emisión con la entrevista en vivo de los dirigentes del Movimiento Sinaloense, Miguel Ángel Gutiérrez y Miguel Ramírez Jardines. Ambos criticaban duramente al alcalde Luis Guillermo Benítez, al que acusaron de ser una mala copia de López Obrador. “El no es el representante de Morena”, advertían. Está alejado de los principios de la 4T. Y lo convocaban a que se dejara asesorar y dejara de pelearse con los medios de comunicación. Y en eso estaban los entrevistados cuando Guerrero interrumpió para señalar que desde Comunicación Social de la Presidencia pidieron que “cortaran” la entrevista. Miguel Ángel Gutiérrez pidió al alcalde la renuncia inmediata de su jefe de prensa Jorge Contreras. Esta no es la primera ocasión que el Gobierno de Morena en Mazatlán, encabezado por el Químico, agrede a medios de comunicación e intenta coartar el derecho de expresión de periodistas y críticos de su administración. No hay en Mazatlán un medio de comunicación serio que no haya recibido golpes de parte del alcalde. Esta es la falta de oficio político evidente, la incapacidad y cerrazón que muestran cada día quienes despachan en el Palacio Municipal, especialmente su alcalde Luis Guillermo Benítez. La negra herencia de Morena.

Paro en la UAS. El Gobierno federal le está rascando la panza al León. Un grupo importante de universidades del país, entre ellas la máxima casa de estudios de Sinaloa, llevarán a cabo hoy un paro total de labores en demanda de que se mejore el presupuesto para esas instituciones. En Sinaloa alrededor de 167 mil estudiantes no tendrán clases. Y a nivel nacional se sumarán al paro 40 organizaciones sindicales con alrededor de medio millón de trabajadores. Para la Universidad Autónoma de Sinaloa es de urgente necesidad que se resuelva el presupuesto para las universidades, pues se atenta contra la academia y se daña a la educación. Esta es la primera acción que acuerdan muchas de las universidades del país. El siguiente paso será el acudir al Congreso de la Unión para demandarle a los diputados federales, particularmente a los de Morena que son mayoría, una respuesta clara y precisa de sus demandas. No deberían de batallar, más cuando en el Senado está un exrector de la UAS, Rubén Rocha.

El nuevo titular de seguridad, un mentiroso. El exsecretario de Seguridad Pública en Mazatlán, Ramiro Lizárraga, acusó a quien lo relevó en el cargo Federico Rivas de ser un “mentiroso, falta a la verdad”. Y es que Rivas se ha encargado de difundir primero ante miembros de organismos del comercio y profesionistas que Lizárraga no le hizo entrega del cargo. Y que salió huyendo. El último señalamiento lo hizo ante miembros del Colegio de Abogados. Ramiro Lizárraga afirmó que se hizo entrega oficial de la dependencia. Y que él sigue viviendo en Mazatlán y con el mismo número telefónico. “Miente cuando ha dicho que huí y que no le hice entrega”. Comentó que antes de la entrega del cargo, lo llamó el alcalde Luis Guillermo Benítez y le dijo que dejaría la Secretaría el siguiente lunes. Y así fue. Ese día a las 10 de la mañana los encargados de actuar en la entrega del cargo lo hicieron. Pero el nuevo secretario no acudió. Apareció hasta las seis de la tarde en Cabildo, donde rindió protesta.