Opinión

Nuevo pleito en Mazatlán: ‘El Químico’ contra sindicalizados

EN EL BLANCO 

Por Fernando Zepeda

-

Otro pleito. Tres años y medio no le han bastado al “Químico”. No aprende. Y ahora ya declaró la guerra contra el Sindicato de Trabajadores al Servicio del Ayuntamiento. La denuncia de un grupo de regidores encabezados por el exdirigente de esa organización Jesús Osuna Lamarque, del hallazgo de medicamento caducado en el hospitalito Maza de Juárez, fue el que detonó el enojo del “Químico”. Los regidores demandaron una investigación a fondo y castigo a quien o quienes resulten responsables. La síndica procuradora y el titular del Órgano Interno de Control tomaron nota de la demanda de los regidores. Pero quien se lanzó con todo en contra del exdirigente sindical fue el alcalde Luis Guillermo Benítez. Rechazó que en el hospitalito Margarita Maza de Juárez haya medicamento caducado. Y aseguró que lo que hay es “robo, el que hacen trabajadores sindicalizados”. Antes, Nayla Velarde, titular de Oficialía Mayor y del Comité de Compras del municipio, había precisado que hay acuerdos con las farmacéuticas de reponer todo aquel medicamento que se encuentre caducado. Una opinión más cuerda y pegada a la realidad que la del alcalde. Pero el fondo es que al “Químico”, además de gustarle la fiesta, los viajes y la farra, también se inclina por linchar, golpear y perseguir a empresarios, periodistas, a personas que piensan y opinan diferente a él, y ahora se abrió un nuevo frente con los trabajadores sindicalizados. Todo un “chivo en cristalería” que gusta de pasar por encima de la ley y de los derechos de los demás.

El Gobernador Rubén Rocha Moya se está tomando su tiempo para ir integrando a su gabinete gentes con los que coincidió en algunas ocasiones cuando se desempeñó en gobiernos priistas. Por compromisos y reconocimientos así han llegado a su gabinete gentes como Antonio Castañeda, quien viene del PRI, a quien no se le debe regatear que es un hombre de trabajo. A Roberto Cruz, que en la campaña pasada se sumó al proyecto morenista y antes estuvo en Movimiento Ciudadano, y más atrás en el PAN. Tal vez para Rocha Moya Cruz hizo algo bueno en su campaña que le mereció llamarlo a formar parte de su gobierno. Y la más reciente aparición es la de Juan Ernesto Millán Pietsch, que asumió la presidencia de Codesin. Y aun cuando este organismo es “público y privado”, sin duda tuvo que pasar por el gobernador. Millán Pietsch es hijo del exgobernador Juan S. Millán y sería un buen mensaje de Rocha Moya para fortalecer la relación con el exmandatario estatal. El toque personal del gobernador comienza a advertirse. Y se está dando a su paso y con sus tiempos.

Cuando Melesio Cuen nos platicaba entusiasmado del encuentro que sostuvo con el secretario de Gobernación, Adán Augusto López. Y que habían acordado trabajar en equipo en Sinaloa. Las experiencias que ha tenido el líder del PAS son en su mayoría fracaso tras fracaso. La más reciente con Morena y Rocha Moya. De la manita caminaron todo el estado. Se juraron amor eterno. ¡Y pácatelas! Terminó mal. En esta última alianza, hasta un documento se firmó. Hasta Mario Delgado, líder nacional de Morena, participó. Pero como “La Chimoltrufia”. Lo negaron. Ahora, Cuen anuncia que irá con Adán Augusto en equipo por la grande. Ojalá  haya aprendido la lección.

Síguenos en