Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Números rojos

NUESTRA OPINIÓN

La Auditoría Superior del Estado (ASE) sigue encontrando irregularidades en las cuentas públicas, ahora fue en las finanzas de los municipios donde encontró bastantes irregularidades.

De acuerdo a la ASE, hay municipios que se encuentran en una quiebra técnica, al encontrarse sobrepasados por sus deudas, las cuales fueron heredadas por anteriores administraciones.

Lo peor del caso es que los alcaldes que contrataron préstamos con instituciones de crédito no contemplaron cómo habría de pagarlas, a sabiendas de que en el municipio no habría recursos para realizar los pagos.

Para colmo, aunado a las irregularidades financieras, el Congreso del Estado ha dado el visto bueno a las cuentas públicas de Ahome, Concordia, Cosalá, Elota, Escuinapa, Mocorito, Salvador Alvarado, Badiraguato, Sinaloa y Navolato.

Estos últimos tres ayuntamientos son los más endeudados de la entidad, sumando 77.6 millones de pesos que no pueden pagar.

También la ASE ya ha evidenciado que, de 2010 a 2013, las deudas de varios municipios se dispararon de 67 a 155 por ciento.

Las irregularidades encontradas no son sólo en las cuentas de las comunas. También en las juntas municipales de agua potable las cuentas no les cuadran a los auditores de la ASE, ya que pareciera que no hay dinero que alcance para cubrir sus gastos operativos.

Qué mejor ejemplo que el caso de Guasave, donde hay faltantes por 19 millones de pesos y los conflictos internos están a la orden del día.

La Auditoría Superior del Estado debería exigir a los exfuncionarios municipales que al término de su periodo se "compensaron", la devolución de los bonos y, a su vez, la Unidad de Transparencia estatal debería analizar la posibilidad de sancionarlos por hacer mal uso de los recursos del municipio.