Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Palo a Telefónica... y a otros más

TIEMPO DE NEGOCIOS

Por: Darío Celis Estrada

Puuffff. Vaya caso el que subió ayer el ministro Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena. Y es que la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación desechó su proyecto de amparo a favor de Telefónica.

El afamado abogado fue el ponente de la tésis mediante la cual se buscaba resarcir a la firma española que preside aquí Carlos Morales... con diez mil 500 millones de pesos por recibir trato desigual.

En esencia, la corporación hispana se amparó contra la Ley de Derechos, argumentando falta de equidad en los cobros en comparación con los aplicados al caso de la Red Compartida.

El punto es que está en juego una multimillonaria bolsa con cargo al nuevo gobierno, el que asumirá el 1 de diciembre Andrés Manuel López Obrador, y ninguno de los ministros de la sala quiso quemar sua naves.

Dejaron solo a Gutiérrez Ortiz Mena en una faena que, de haberse consumado, habría beneficiado a su grupo: Luis Mancera, abogado de Telefónica, y Francisco Gil Díaz, ex presidente de la compañía.

Y es que cuando aquél fungía como Administrador de Grandes Contribuyentes del SAT, éstos eran Procurador Fiscal y secretario de Hacienda, respectivamente, en el gobierno de Vicente Fox.

El caso es que ayer ningún integrante de la Primera Sala quiso allanar el camino para lo que hubiera sido un golazo al presupuesto que cuesta arriba trata de cuadrar el próximo titular de la SHCP, Carlos Urzúa.

La ministra Norma Lucía Piña votó por regresar el expediente al Tribunal Colegiado de origen, mismo sentido de los votos de sus colegas los ministros José Ramón Cossío y Jorge Mario Pardo.

El voto del ministro Arturo Zaldívar de plano fue contra el proyecto, o sea, el fondo de la tésis de Gutiérrez Ortiz Mena, negando el amparo y en contra de devolverlo al Colegiado. Al final tres contra dos por regresarlo.

Este caso se inscribe en la carrera iniciada ya por la Presidencia de la SCJN, en la cual los dos candidatos más visibles para relevar en enero a Luis María Aguilar son, precisamente, Zaldívar y Gutiérrez Ortiz Mena.

Es probable que éste regrese más adelante con un engrose mejor fundamentado, pero ya será bajo otro escenario: sin el voto del ministro Cossío, que no se pronunció contra el fondo de su proyecto.

Pero con una nueva Presidencia que bien puede recaer en Zaldívar, que sí negó el amparo, Pardo, que tampoco se pronunció contra el fondo, o él mismo Gutiérrez, que fue el único que amparó a Telefónica.

Piña, hay que decirlo, al igual que Zaldívar, fueron los que de entrada negaron el amparo.

¿PALMA A LA CNBV?

Donde hubo un cambio de señales del equipo de transición es en la coordinación de la banca de desarrollo. Carlos Noriega García, quien fuera secretario de Finanzas y Planeación del gobierno de Colima, asumió ese rol que venía desempeñando Adalberto Palma, quien a su vez fue comisionado por el propio Andrés Manuel López Obrador en temas de regulación financiera. Esto último fortalece al ex Banker Trust, ex Citibank y ex vocal del IPAB, hoy presidente de la Asociación de Instituciones Financieras Mexicana, como candidato a presidir la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). No lo pierda de vista.

SALE DE BANCOMER

Se acaba de anunciar al interior del BBVA-Bancomer la próxima salida de Adrián Otero, jefe de la Banca Corporativa, de Gobierno, de Empresas e Inversión. Se va el miembro del Comité de Dirección con el perfil más sólido que pudo relevar en la dirección general del grupo financiero a Eduardo Osuna. Tras por lo menos 15 años en esa institución, se comenta que podría irse a Banorte, el de Carlos Hank González, o Scotiabank, que capitanea Enrique Zorrilla. El área de Otero se va dividir en Banca Corporativa y de Inversión, que llevará Álvaro Vaqueiro, y Banca de Empresas y Gobierno, que manejará Gabriel Ramírez.

HASTA LOS LÁPICES

Además de no pagar a los proveedores de medicinas, en el ISSSTE, que mal dirige Florentino Castro, se están robando hasta los lápices. Nadie da cuenta de un faltante de 53 millones de pesos en papelería que se pagó, se entregó y desapareció: no hay registro de a qué áreas se distribuyó, ni de que se haya utilizado, ni de que esté almacenada. Agregue otros 57 millones de pesos en muebles de oficina: está documentado que se facturaron, se pagaron, se recibieron del proveedor, pero nadie sabe dónde están. La directora de Administración, Cecilia Tapia, está de adorno. Nadie sabe quién tiene o dónde están los muebles y la papelería.

EL IFECOM CANCELA

Nada, al final no hubo ayer pleno del Consejo en el Insituto Federal de Especialistas en Concursos Mercantiles (Ifecom). Lo que sí se circuló fue la notificación del despido anticipado de su directora, María Esther Sandoval. Fue por unanimidad: siete votos, procedimiento que se argumenta fue violatorio de la propia Ley de la materia. El próximo 14 de noviembre habrá Pleno, pero del Consejo de la Judicatura, en el que se nombrará interino muy posiblemente al vocal económico-financiero, José Alberto Lona, a quien se le atribuye el despido de Sandoval.

PROVIDENT CRECE

Provident México, que dirige Alejandro Martí, cumple 15 años en México y tiene muchas razones para festejar. De entrada, es una de las micro financieras más grande del país, con más de 865 mil clientes y presencia en 26 estados. Esta compañía es líder del mercado de préstamos personales a domicilio, lo cual significa que realiza más de 45 millones de visitas cada año, tanto a la casas de sus clientes como a los micro negocios a los que atiende. Es por eso que su contribución a la inclusión financiera es realmente importante, si tomamos en cuenta la alta concentración de servicios financieros en las zonas urbanas.