Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Premios de ese calibre justifican la inversión

Por: Sergio Mariscal

Para un chamaco que empieza su carrera en el futbol de aficionados si algo lo llena de emoción, felicidad y orgullo es llegar a ser campeón, pero cuando los premios son del calibre que se ganaron los Delfines-Dorados por ser monarcas de la Liga Nacional Juvenil Sub-13, se trata de un sueño hecho realidad.

Sí, porque la Federación Mexicana de Futbol premió a los jugadores y cuerpo técnico con un viaje a Barcelona, España con todos los gastos pagados que realizarán el próximo mes de octubre.

Para que tenga una idea de lo que esto representa para los premiados, es de que el patrocinador cubrirá el costo del viaje, que es de 3 mil dólares por persona, una cantidad bastante considerable y la que quizá muchos de los afortunados, sus padres no estarían en capacidad de cubrirla.

Por lo tanto, consideramos que vale invertir en este tipo de eventos, máxime en el que se involucra a clubes profesionales, como el de Dorados, cuyas fuerzas básicas no han bajado la guardia, pese a que el club no se ha podido sostener en la Primera División Nacional.

Pues para cada uno de los que se ganaron tan grande premio, gracias a su esfuerzo y dedicación que disfruten la aventura por tierras españolas y ojalá puedan disfrutar de un juego del Barcelona, para que vean en acción al astro Lionel Messi.

Decepcionados. Así regresaron de su viaje que hicieron a Cuba, la llamada isla del encanto, varios de los integrantes de la delegación culichi y que militan en la Liga de la Careada de los Jueves, ya que consideraron que el lugar antes citado es de poco atractivo y su régimen político abusa de los turistas extranjeros por lo caro que ofrece todos los servicios que brinda.

Nos comentaban que en aquel lugar se manejan dos tipos de moneda el peso cubano y otra a tipo de cambio de dólar norteamericano mucho más caro  y es la que pagan los turistas que llegan a la isla.

El servicio de internet desde que llegas a Cuba se restringe y los que quieran utilizar el celular tienen que comprar saldo a un costo de 25 pesos mexicanos por minuto, y mejor la mayoría prefirió mantenerse aislado durante la semana que estuvieron por allá.

Hay pocas tiendas para adquirir productos, la renta de autos, que son de modelos muy viejos, es cara y ni se diga del costo del departamento en el que habitaron los sinaloenses.

Y para rematar la pobreza en la que viven sus habitantes, que son  personas muy bondadosas, y trabajadoras , ya que el régimen  es el que se encarga de recaudar toda la riqueza de los comerciantes y la reparte  en porciones mínimas iguales a  sus  residentes. Es el panorama que nos pintaron nuestros amigos que fueron a Cuba y se lo dejamos a su consideración de creerlo o no y si ustedes quieren viajar, cada quien es libre de sus actos y gastar lo que le dé la gana.