Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Puestas así las cosas, este martes sí les daría mi voto a favor

Afirmé ayer aquí que, ante la pobre claridad en la exposición y la ausencia de un calendario preciso de cuándo los mexicanos viviremos los beneficios de las leyes energéticas, no había razón para votar a favor.

Pero después de escuchar los primitivos discursos de los diputados de la izquierda opositora (desfalco a la nación, ruina de las finanzas públicas, traición a la patria), me quedo con las explicaciones del secretario de Hacienda, Luis Videgaray, con quien conversé ayer.

Videgaray respondió puntual a cada pregunta. Dijo que en el verano de 2016, las tarifas eléctricas deberán ser más bajas, debido a que se estará produciendo a un costo menor y con más eficacia. Sobre el precio de las gasolinas, refirió que el primer día de 2018 habrá libre competencia con distintas empresas expendedoras, lo que redundará en precios más bajos.

Detalló, asimismo, que el pasivo laboral de Pemex (que de seguir como está alcanzará 10 por ciento del PIB) ya es hoy deuda pública. Y que lo que plantea el Congreso ("Es una muy buena idea") es esencialmente un ejercicio contable, un incentivo para reducir el pasivo de Pemex para hacer a la petrolera más fuerte y competitiva. Por cada peso que Pemex y el sindicato bajen ese adeudo, el gobierno pondrá otro peso.

"La deuda pública no se incrementará, eso es imposible", recalcó Videgaray. "Es absolutamente falso que se vaya a provocar un hoyo fiscal".

De un lado, descalificaciones, fraseología y superstición. Del otro, cifras, bases actuariales, razonamientos, proyecto, sentido de futuro, visión de Estado. Ayer lunes no, pero hoy martes sí les daría mi voto a favor.

Si yo fuera diputado.

[email protected]