Opinión

Qué tan preparados están

GUASAVE
Avatar del

Por: René Figueroa

La lluvia más fuerte que cayó sobre la ciudad y que inundó los hogares en varias colonias de la ciudad, lanza la interrogante de ¿qué tan preparados estamos para enfrentar situaciones de emergencia?.

Son varias las preguntas que seguramente se hacen los ciudadanos y las propias autoridades, pues se observó que esa precipitación puso en caos a todos, desde el gobierno con su endeble aparato de Protección Civil, hasta las familias que no encontraban como frenar la entrada de aguas negras a sus hogares.

Se debe de estar consciente de que una fuerte cantidad de agua pone a sufrir a cualquiera, pero la duda es ¿qué se haría ante fenómenos naturales con mayor intensidad como son los huracanes?.

Nadie quiere ni siquiera imaginar la llegada de un huracán a estas tierras. Ninguna familia en su sano juicio querrá experimentar lo que se vivió en 1998, cuando gran parte de la ciudad se inundó a consecuencia del desbordamiento del río Sinaloa.

Seguro es que el presidente municipal ya se reunió, platicó e hizo acuerdos con funcionarios de la Jumapag, dependencia muy ligada a lo que es el desastroso sistema de drenaje sanitario y pluvial.

Por eso la duda de ¿qué pasa en esa dependencia?. Muchos quisieran saber si se realizó un programa de mantenimiento a la red que pasa por colonias y centro de la ciudad.

Falta ver cuál será el comportamiento del río Sinaloa que de por sí se observa azolvado a su paso por la ciudad.

Por eso es que los ciudadanos están, como luego dicen, con "el Jesús en la boca" cuando se aproximan los días en que la amenaza de huracanes son una constante.

Falta ver que los de la Jumapag y Obras Públicas se pongan las pilas .