Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Repechaje con dramatismo

MI PUNTO DE VISTA

Los Algodoneros le pusieron un toque de interés y dramatismo a la lucha por el comodín –o repechaje-, cuando pensábamos que esta eliminatoria no tendría nada de brillo y emoción, tras un arranque en el que los tres favoritos al campeonato dominaron las dos primeras jornadas hasta con lujo de facilidad.

Y cuando cito a los Algodoneros, no solamente es porque obligaron a que la serie regresó a la casa del superlíder, sino que en el papel no estaban etiquetados como uno de los conjuntos a pelear por el "perdedor suertudo" por dos razones: su pésimo cierre de campaña y por bailar con la más fea.

Guasave ganó dos encuentros a los Naranjeros en el Francisco Carranza Limón y le metió presión a la llave de Cañeros-Mayos, de la cual he dicho, e insisto, que saldría el que avance como mejor perdedor.

Ahora los papeles son diametralmente distintos, si tomamos en cuenta que fuera de su terruño los verdes nomás no carburan, y que los Algodoneros llegarán motivados al estadio Sonora de la capital sonorense cuando prácticamente muchos los dábamos por liquidados, incluso, desde antes de arrancar esa eliminatoria.

Navojoa cuenta con uno de los dos mejores staff de pitcheo abridor del circuito, y esa será su arma principal para tratar de resolver esta contienda sin que tengan que arribar a un séptimo y decisivo partido que podría complicárseles.

Los Cañeros tendrán entonces que sacudirse ese estigma de ser pocos efectivo fuera del Emilio Ibarra Almada, y salir con una mentalidad distinta.

Lo cierto es que, al reanudarse esta noche esas dos series, la atención tanto de los dos equipos sinaloenses todavía en brega, y sus aficiones, estarán muy atentas a lo que haga o deje de hacer el rival.

Si ambos perdieran esta noche, y con marcadores apretados, el sistema parece inclinarse a favor de los verdes, con el famoso run average.

Refuerzos. Si los cuatro sobrevivientes –semifinalistas- se inclinan por elegir un refuerzo del par de equipos eliminados, y suponiendo que en ese rubro además de Culiacán pudiera sumarse ya sea Los Mochis o Guasave, y por qué no Navojoa y Hermosillo, mire usted que habrá mucha tela de donde cortar.

Pero hablando específicamente de lo que dejan los Tomateros, está para pensarse.

En el escaparte podrían ser interesantes los lanzadores Amauri Sanit y Andrés Meza, porque fueron serpentineros regulares a lo largo del calendario, dejando constancia con el título de efectividad para el cubano y un tercer sitio para el culichi.

Pensar que otro elemento pudiera estar en el ojo de cualesquiera de los cuatro clasificados, es difícil, principalmente bateadores, pues fue el talón de Aquiles del equipo en esa debacle.

Luis Alfonso Cruz podría declinar una invitación porque ya piensa en la liga japonesa. De allí en fuera, no veo más.

Félix Pérez y Linares se cayeron; Mustelier no bateó como se esperaba, y Maxwell León no sería una solución.

Tampoco veo a ninguno urgido de un receptor como para pensar en Alí Solís.

Puedo apostar que los cuatro podrían irse por pitcheo. Pero hay que esperar.

¿Óliver y Aceves estarían en condiciones de aceptar ser refuerzos? Por qué no, si al final de cuentas lo que buscan es mantenerse activos, da lo mismo hacerlo con Culiacán que en otro equipo.

--

Ayer Dios me permitió escribir estas líneas; hoy sólo ÉL sabe si podré hacerlo de nuevo.