Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Revanchismo político

NUESTRA OPINIÓN GUAMÚCHIL

La bonanza que vivió el pueblo de Palmitas, Angostura, fue admirado y envidiado por muchos, de ser una comunidad con las más mínimas carencias, en seis años de gobierno de Jesús Aguilar Padilla dio el gran paso a la modernidad y desarrollo, poco más de la mitad de las calles se beneficiaron con la pavimentación, construcción de áreas deportivas y un hospital de primer mundo, con tecnología de punta y los sistemas médicos más avanzados.

Con esta apertura al desarrollo médico los beneficiados del mismo pueblo y comunidades aledañas, se vieron agradecidos con el gobierno de aquel entonces, que les trajo a la mano la atención médica; sin embargo con el paso del tiempo no todo fue miel sobre hojuelas debido a que los habitantes de Palmitas, luego del término del periodo las condiciones cambiaron debido a que poco el equipo se fue trasladando a otros centros médicos y con ello el paso del tiempo que no perdona así como el uso, la durabilidad de los aparatos.

A decir del autoridades sindicales señalan el desmantelamiento del Centro de Salud de Palmitas, como un revanchismo político, sin embargo en la declaración hecha por el Secretario de Salud en el Estado, al negar esta acusación debido a que en la categoría que se tiene es de centro de Salud, no como hospital y para estas condiciones está equipado.

Los señalamientos por la autoridad de salud en el estado ha dicho que el equipo debe estar al alcance de personal capacitado y en lugar estratégico que permita una mayor atención a el mayor número de la población. Ante eso que la atención no ha cambiado, sigue en las mejores condiciones, favoreciendo la atención especializada, por lo que no se puede asegurar que sea un revanchismo a decir del líder del salud, sin embargo los equipos se tenían y hoy ya no.