Opinión

Fiscales ciudadanos ante cobros abusivos en tu recibo de luz

EN MARCHA

Por  Roberto Cruz

Oficinas de CFE en Culiacán.(Foto: El Debate)

Oficinas de CFE en Culiacán. | Foto: El Debate

Si al gobierno le pagas el recibo de luz, entonces lo correcto sería que los ciudadanos fiscalizaran que los cobros sean justos. Ya son muchos años de abusos de los gobiernos emanados de los partidos políticos PRI, PAN y ahora Morena, igualito que los anteriores. Ya estamos hartos de los cobros abusivos en el recibo de luz donde cada mes, cada año y cada sexenio es la misma corrupción, ya que un monopolio estatal te cobra lo que quiere y si no les pagas, simplemente te cortan la luz. Los reclamos de personas indignadas, muy enojadas y francamente desesperadas, son cada vez mayores por los cobros desproporcionados en tu recibo de luz, al doble, al triple e incluso hasta 5 veces más de lo que “normalmente pagan” los ciudadanos en su tarifa mensual o bimestral.

Este gobierno de la 4T te aumentó la tarifa de uso doméstico en tu recibo de luz en plena pandemia, sabiendo además que los kilowatts de consumo también se iban a disparar por tantos días calurosos de encierro que obviamente ocasionan gastar más energía eléctrica y, por si fuera poco, miles, incluso millones de personas ya se quedaron sin trabajo y, por lo tanto, sin dinero para poder mantener a sus familias y, entre muchos otros gastos esenciales, poder pagar también su recibo de luz. Banxico informó que al cierre de la semana pasada, un millón 300 mil personas han perdido sus empleos. 

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

 

Ahora resulta que los partidos políticos (PRI y PAN) que violaron la confianza de millones de personas por tantos años y décadas de su corrupta impunidad, ahora nos quieren vender que son nuestros “nuevos defensores de los abusos de la Comisión de Electricidad” (Fescate conformado por PRI, PAN, PRD y MC), como si estos cobros abusivos fueran algo nuevo en tu recibo de luz, como si ellos durante sus sexenios no se hubieran aprovechado igual que hoy lo hace también Morena. Estos partidos políticos pueden cambiarse el nombre y ahora llamarse Fescate, pero la gente les seguirá diciendo Prian. No sé si sean tontos o cínicos, pero lo único que lograron fue confesar y demostrar públicamente que son lo mismo, o para decirlo más claramente, con el Fescate el Prian ya “salió del clóset”, ya no les importa salir agarrados de “manita sudada” ante los medios de comunicación, ante los ojos de la ciudadanía. Lo cierto es que es un insulto que ellos nos digan que están “apoyando al pueblo” porque les consiguen una prórroga para pagar; si la CFE nos está robando, el problema no se arregla dándonos más tiempo para pagar lo que nos roban.

Así mismo, tampoco es ninguna solución la Profeco, primero porque su función es meramente conciliadora, no punitiva, en cuanto instituciones de gobierno se refiere; y además es parte del mismo gobierno y sus funcionarios no van a actuar en contra de sus propios jefes para hacerle justicia al pueblo. De hecho, hay un funcionario de la CFE en cada delegación de la Profeco. Así que está muy claro que la gente ya no le tiene confianza a los partidos políticos (PRI, PAN ni Morena), y desde luego tampoco le genera confianza que quien fiscaliza o revise los cobros abusivos de la CFE sea el mismo gobierno. Como bien dice el dicho “juez y parte, jamás justicia imparte”.

Ante estos abusos, los únicos que podrían reintegrarnos la confianza para defendernos de estos atracos gubernamentales somos nosotros mismos, los ciudadanos. Por ejemplo, ¿cuándo empezamos a tener confianza en las votaciones? Pues cuando el gobierno dejó de organizarlas y creamos el IFE (hoy INE), que son “ciudadanos de a pie” organizando y cuidando las elecciones. Por lo tanto, en mi carácter de ciudadano sinaloense apegado al artículo 45 fracción V de nuestra Constitución estatal, acudiré el próximo martes al Congreso y presentaré una iniciativa de ley que tendrá como objeto establecer como Derecho Humano la protección de los derechos al consumidor de servicios públicos; y a su vez la creación de un organismo ciudadano autónomo alejado de la sumisión gubernamental, para que sean ciudadanos independientes (del gobierno y de los partidos políticos) quienes nos defiendan y revisen tarifas, recibos, cobros, patrones de consumo y cualquier controversia que se presente, y así logremos desterrar el esquema de desconfianza e injusticias del gobierno en contra de los ciudadanos con estos cobros abusivos en los servicios públicos como la luz, el agua y el predial.

Unidos como sociedad debemos organizar esta resistencia ciudadana y presionar a los diputados de todos los partidos para que aprueben esta iniciativa; así como lo hicimos antes con los uniformes escolares gratuitos, ahora te propongo resistir y presionar a los diputados. Solo piénsalo, ¿realmente a quién le crees que va a defenderte de los abusos del gobierno, a un priista, a un panista, a un morenista o a un ciudadano? Está fácil responder, ahora debemos actuar.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo