Opinión

¿Qué es lo que ya decidieron los indecisos?

EN MARCHA

Por  Roberto Cruz

Foto temática.(Debate)

Foto temática. | Debate

Las campañas electorales ya arrancaron esta semana, y como era de esperarse la guerra mediática de las encuestas no se hizo esperar. Algunas encuestas son pagadas por diferentes candidatos y partidos políticos con el fin de generar una falsa expectativa a su favor; otras son encuestas serias que no están al servicio de ningún candidato, sin embargo, tienen diferentes metodologías y eso hace que los porcentajes de intención de voto no coincidan unas con otras.

Lo cierto es que cuando hablamos con expertos sobre encuestas electorales, todos coinciden en que en el mejor de los casos, estas representan solamente una fotografía del momento, pero que sería un error estratégico considerarlas por sí mismas como un pronóstico de las votaciones. Por eso, una y otra vez hemos visto que las encuestas “se equivocan” y que a quien decían que “iba a ganar”, el día de la elección termina perdiendo.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Leer más: ¡Movimiento Ciudadano, el "palero" de AMLO!

Pero a pesar de estas consideraciones, existen tendencias irrefutables cuando en la gran mayoría de las encuestas publicadas las cifras coinciden o son muy similares; y respecto a la contienda electoral en Sinaloa, existe al menos una gran coincidencia entre la gran mayoría de las encuestas, el verdadero primer lugar son los indecisos. Morena ha venido bajando constantemente en las encuestas en los últimos dos años y el PRI no pudo capitalizar estos puntos, mucho menos el PAN. Por lo tanto, la caída de Morena es directamente proporcional al aumento de los indecisos.

Morena generó muy altas expectativas de cambio en 2018, cuando arrasaron en Sinaloa en gran medida por el voto de castigo en contra de la corrupción e impunidad de los Gobiernos anteriores; pero los resultados de los alcaldes y diputados de Morena hoy representan su mayor amenaza; y peor aún, cometieron la soberbia de querer reelegirse rematando con la incongruencia de aliarse con el PAS, un partido al que el entonces candidato presidencial, López Obrador, calificó de “corrupto”. Por otro lado, otra incongruencia, la alianza entre dos enemigos que por décadas también se acusaron de corruptos: el PRI y el PAN. Está muy claro que las incongruencias generan falta de credibilidad y todo esto explica claramente por qué los sinaloenses, ya hoy arrepentidos de “votar a ciegas” en 2018, tampoco se quieren regresar al pasado, y justo por esto los indecisos son el primer lugar en las encuestas. Por ejemplo, en la encuesta de El Financiero de esta semana, en las letras chiquitas dice “los porcentajes de votación efectiva no consideran el 32 % de indecisos”. Trucha con esto, eso quiere decir que en realidad, a cada partido hay que restarle la tercera parte de su supuesta “intención de voto”, por lo tanto, ningún candidato alcanza a superar a los indecisos.

Por último, incluso sin restarle la tercera parte a los partidos que no van en alianza, ninguno de ellos conservaría su registro porque no logran ni el 3 %; con una clara excepción que es Movimiento Ciudadano, que en “votación efectiva” ya se ubica hoy con el 8 %. Dejando claro que la contienda en realidad es entre tres: dos alianzas partidistas que se acusan de representar “lo peor del pasado”, y el primer lugar, que son los sinaloenses indecisos que creen en un mejor futuro.

Leer más: La FAA degradaría a México a categoría 2

Es verdad que los indecisos aún no deciden por quién votar, pero definitivamente ya decidieron por quién no quieren volver a votar; de lo contrario no estarían indecisos. Y ahí es donde está la gran oportunidad para las mujeres, para los jóvenes y para toda la ciudadanía que, como tu familia, quiere un cambio total. Los indecisos como tú, son quienes van a decir entre lo peor del pasado, o si juntos construimos un mejor futuro. 

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo