Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Se fueron los vacacionistas

RESUMEN

Imposible dejar de mencionar a unas personitas que forman parte de nuestros afectos, como los vacacionsitas de fin de año que registraron como huéspedes de honor en el hogar de sus padres don Luis Velderrain y Giselita Amarillas de Velderrain… Hubiera visto el "movimientazo" que había en su casa… Parecía que había llegado un ejército, y no, no eran tantos, pero cómo hacían barullo… La calma ha vuelto a Ángel Flores y Juárez. El barrio se ve solo, casi podíamos afirmar que hasta triste… Y es que ya se fueron a Metepec, los estimados esposos Francisco Reynoso y Giselita Velderrain de Reynoso con su hija María… Al Distrito Federal retornaron Rigel Mendoza y Lucía Velderrain de Mendoza con sus pequeñas Ana Lucía y Michelle… Los recién casados ingeniero Luis Alfonso Velderráin y Zayda Cano de Velderrain volaron a Ciudad Juárez y a ese mismo lugar, se fueron el ingeniero Jesús Antonio Velderrain y Paola de Velderrain con la adorable primogénita Ana Paula… También disfrutaron de las festividades de fin de año en casa de los Velderrain Amarillas sus consuegros Miguel Pantoja y Esthela Rico de Pantoja procedentes de Guadalajara y de Mazatlán, Conchita García abuela de Ana Paula la niña bonita que fue bautizada el viernes 27 de diciembre en un acto solemnísimo celebrado en Fátima ante la presencia de la familia, o sea todos los ya mencionados…

Apadrinaron a la nueva cristiana, el licenciado en Administración Rigel Mendoza García y Lucía, quienes ¡por cierto! por ausencia nuestra, nos deben el bolo, pero ya nos prometió la estrella más lejana, que nos lo va a traer de París a donde viaja por cuestiones de trabajo, mínimo cada mes… Por cierto que fueron tan espléndidos los padrinos, que el bolo fue en efectivo y casi para todos hubo… La recepción con la que se rubricó el bautizo de Ana Paula la hermosa primogénita de Jesús Antonio y Paola, fue una fiesta de antología… Mil detalles la caracterizaron y claro, todos llevaban el sello característico de fineza y buen gusto, de la orgullosa abuela paterna, Giselita de Velderrain en complicidad con Lupita Haro de Mendoza de Florería Casablanca… Las mesas con mantelería en blanco y rosa, fueron decoradas con jaulas en blanco, con flores y aves canoras… La mesa de recepción era de cristal, lo mismo que la de los postres. Ésta, todo un espectáculo, pues la joven abuela Giselita aportó arte y refinamiento con la elaboración de los pasteles que a manera de bufet dispuso para beneplácito de la familia y sus invitados… Los pasteles que ofreció Giselita eran de verdad, un espectáculo pues los preparó con la técnica blondi que ella ha puesto de súper moda… Además de su atractiva presentación son de una exquisitez ¡sin límite! … La comida riquísima lo mismo que los abundantes vinos … La fiesta llegó a su término, para continuar al siguiente día con la celebración del Día de los Inocentes y tomar un receso para despedir con auténtica alegría la Noche Vieja y recibir igualmente, felices y unidos, el Año Nuevo… Hoy todos en sus respectivos lugares de origen, sueñan despiertos con volver a Los Mochis y disfrutar de una inolvidable convivencia familiar, como la que gozaron y que ya forma parte de su historia de vida… Don Luis y Giselita aunque quedaron tristeando, respiran profundo y se disponen a gozar de la paz del hogar. Enhorabuena!... Habrá que empezar a acumular energías para estar a tono con las nuevas generaciones con los que día a día se enriquece su querida familia… Reflexión: Si alguien busca un cubo para echar su basura, procura que no sea tu mente… Así que deja ir a personas que sólo llegan para compartir quejas, historias desastrosas, miedo y juicio a los demás…

Por hoy es todo. No olvide que mañana volveremos a vernos aquí, en otro RESUMEN.