Opinión

Se impone la apatía

GUASAVE
Avatar del

Por: Francisco Castro

Miran la tempestad y no se hincan, es esta la frase que retrata a la perfección esa apatía que a la fecha sigue mostrando la ciudadanía frente al serio problema que nos aqueja y que se llama dengue, un virus que se transmite por la picadura del mosco Aedes aegypti, un insecto que se reproduce por miles y en muy corto tiempo en los montones de cacharros que "adornan" nuestros patios.

Es por ello que las autoridades del sector salud hacen una y otra vez el llamado a la población para que cuando menos se preocupen por mantener limpia su casa, que saquen todo aquello que no ocupan o no sirve y que pudiera acumular agua de lluvia, además de abatizar el agua almacenada en pilas, cubetas y tambores, incluso los floreros y tinacos de techo, pues son estos los principales reservorios del mosco transmisor.

Y es que es la misma sociedad la que se queja del serio problema de dengue que se tiene, largas filas de personas con síntomas clínicos de esta enfermedad haciendo fila en los hospitales esperando a ser atendidas, al tiempo que critican a las autoridades de la Secretaría de Salud por presuntamente ocultar cifras, por no reconocer la dimensión del problema, cuando el verdadero remedio están en sus manos, en su conciencia: sanear sus casas.

No hay otra opción más que limpiar los patios y abatizar el agua almacenada, pues a la fecha no se ha creado una vacuna que ayude a prevenir el dengue, ni tampoco un insecticida que elimine por completo al insecto. Eso sin contar con que las condiciones tropicales que imperan en esta región del país son las idóneas para que el mosco se reproduzca.

Es de todos conocidos que cada semana se realizan jornadas de descacharrización en varios puntos del municipio, en las que participan en su mayoría trabajadores del sector salud y de otras áreas del Ayuntamiento, pero escasamente se suman civiles; incluso a veces enfrentan el rechazo de algunos ciudadanos que impiden el paso de los brigadistas a sus viviendas, situación que complica la tarea preventiva y coloca en situación de riesgo a todos.

La cifra de casos va en 172 de manera oficial, pero la advertencia es que sobrepasará los 200, así que seguiremos contando.