Opinión

Semana de horror para los aficionados chivas

FINTA Y...¡GOL!

Por  Sergio Mariscal

El Guadalajara puede perder en el futbol profesional todos los juegos que quiera, pero nunca ante su odiado rival deportivo, las Águilas del América, y es lo que precisamente hicieron en los dos clásicos que sostuvieron en menos de cinco días, lo que le provocó a sus miles de aficionados vivir una semana de horror.

De nada sirven ya las explicaciones que dio el técnico José Saturnino Cardozo, quien trató de minimizar el fracaso de sus jugadores al felicitarlos por el gran encuentro que brindaron y menos lo que digan los futbolistas que son los principales protagonistas y los que tenían la obligación de dejar la piel en la cancha luego de la primera humillación, y no pasó nada de eso en el segundo duelo que se vivió por el mismo tenor.

El América con su misma propuesta y el poderío de sus extranjeros y buenos mexicanos impuso condiciones en la cancha para repetirle la medicina al devaluado Rebaño Sagrado, con marcador de 2-0.

Ya lo único que le queda a Cardozo y sus jugadores es pelear por el boleto a la liguilla, cuyas posibilidades matemáticas siguen vivas, pero luego de estos dos golpazos sufridos ante el América quién sabe y se puedan levantar los futbolistas del Guadalajara que siguen sin alcanzar esa calidad y experiencia que se necesita para resolver los encuentros de mayor trascendencia en el futbol mexicano.

Por su parte, su servidor a partir de hoy comenzará a saldar las apuestas y la primera va a ser con Juan Manuel, el capitán de meseros del Chics de Plaza Fiesta. Ahí nos vemos temprano amigo y lleve bien planchadita la playera del América, la cual seguramente terminará muy manchada de café.

Muy sufrido. Así resultó la igualada de 1-1 que consiguieron los Dorados de Sinaloa frente a Mineros de Zacatecas en tiempo de reposición para llegar a cinco juegos sin conocer la derrota en una buena racha, aunque quién sabe si sumando de esta manera le vaya a alcanzar para asegurar su calificación.

Por lo pronto siguen colocados en el lugar 12, pero a tan solo dos puntos de lugares de liguilla y con tres juegos por delante, que para nuestro gusto se prestan para que el Gran Pez pueda conseguir buenos resultados.

En casa se enfrentará a Bravos de Ciudad Juárez en duelo pendiente y a Venados de Mérida en la última jornada y en la penúltima jugará en calidad de visitante frente a Tampico Madero.

Es decir, el destino de los sinaloenses está en sus propias manos y es un hecho que tendrán su boleto si son capaces de ganar los tres encuentros, porque eso de atenerse a combinaciones o esperar que otros le echen la mano no debe de ir para un cuadro de tan supuesta grandeza en la Liga de Ascenso. Y si los Dorados llegasen a quedar eliminados, de ninguna manera será una sorpresa, porque desde la pretemporada iniciaron mal, aunado a esa buena cantidad de puntos que dejaron en el camino en las primeras jornadas.