Opinión

Muy pocos alumnos han superado al profe

FINTA Y...¡GOL!

Por  Sergio Mariscal

Con motivo de que ya se empieza a especular de la posible salida de Cruz Azul de su joven promesa Santiago Giménez, quien es retoño de Cristian Giménez, toda una figura del futbol profesional de México, de volada vino a nuestra mente que muy pocos hijos de los jugadores ya retirados los han podido superar en sus logros.

Quizás el único caso que sí se cumplió del eslogan de que el “alumno superó al maestro” es el de Javier “Chicharito” Hernández cuya carrera a nivel internacional rebasó fácilmente a lo que consiguió en el futbol azteca su padre del mismo nombre.

De ahí que entendemos la preocupación que ha externado el propio Cristian Giménez, padre del Chaquito, en el sentido de que su vástago debe seguir comentando su carrera con el Cruz Azul y luego pensar en emigrar a otro club ya sea en México o en otro país.

Santiago se ha manifestado como una buena promesa en el ataque de la Máquina Celeste, pero todavía está muy lejos para poder igualar los éxitos que consiguió su famoso padre en el futbol mexicano.

Y en lo personal, le damos la razón al Chaco Giménez, ya que creemos que su hijo todavía tiene que madurar más como jugador y sobre todo convertirse en un titular de la alineación celeste semana a semana. Ya alcanzado este escalón, se podría ir pensando en cambiar de aires si le llega una buena oferta.

Lamentablemente, hay otros grandes futbolistas ya retirados que no han tenido la misma suerte con sus hijos, que no han podido afianzarse en la primera división.

Ellos son Benjamín Galindo, crack de Chivas, pero su hijo del mismo nombre en la actualidad milita con un equipo filial del club San José de la MLS.

Alberto “Guameru” García, su hijo el Guamerucito García juega con el Tampico Madero.

El retoño de Octavio Mora es jugador de los Leones Negros de la Universidad de Guadalajara.

Javier “Zuly” Ledezma, su hijo Arturo de 31 años milita con Tampico y el retoño del finado Miguel Calero, Juan José Calero, defiende los colores de Mineros. Los últimos cinco cuadros mencionados son de la desaparecida Liga de Ascenso.

NO FALLAN. Los espacios deportivos de Culiacán siguen cerrados por el serio problema sanitario que se vive, pero eso no ha sido pretexto para que se les deje de dar mantenimiento.

Por ejemplo, en la unidad deportiva de Sagarpa, que cuenta con cinco canchas de futbol, se han mantenido al pie del cañón Vicente Carrillo, Federico González y Marco Flores, quienes siguen asistiendo con la misma normalidad desde que se inició la contingencia para seguir regándolos y esto ha permitido que el largo descanso que han tenido los campos les haya caído de perlas, ya que su césped luce impecable. 

REFLEXIÓN: Nuestra vida siempre expresa el resultado de lo que hicimos y de lo que dejamos de hacer.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo