Selecciona tu región
Opinión

Si tenemos el valor de cometer errores, deberíamos tener el valor de corregirlos

REFLEXIONES DEL PADRE GERARDO

Por Pbro. Gerardo Gómez Villegas

-

Hola ¿qué tal? Muy buenos días.
No hay parejas perfectas. 
Todos cometemos excesos frente a nuestros hijos. Todos nos estresamos. La persona más calmada tiene esos momentos de ansiedad e irracionalidad, por lo tanto, aunque sea deseable, es imposible evitar toda la fricción frente a nuestros hijos. Lo importante, es el destino que le demos a nuestros errores.  
El mismo principio se aplica a los maestros. 
Cuando hacemos un despliegue de agresividad frente a los niños, deberíamos disculparnos no solo con nuestro cónyuge, sino también con nuestros hijos por la manifestación de intolerancia de que han sido testigos. 
Si tenemos el valor de cometer errores, deberíamos tener el valor de corregirlos. ¿No cree usted? 

Síguenos en