Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Sospechoso accidente de Fox Cruz titular de la ASE

EN EL BLANCO

Se accidenta Marco Antonio Fox. El Auditor Superior en Sinaloa se accidentó. Conducía un Tsuru. Venía solo de Culiacán a Mazatlán, nos dicen, a reunirse con su familia. Los detalles del "accidente" habrán de investigarse. Fox anoche nos lo reportaron muy, pero muy grave. Y el pronóstico no era nada halagüeño. Llama la atención que un hombre tan importante en el estado haya venido a bordo de un tsurito. Fox, como titular de la Auditoría Superior en Sinaloa, traía en cartera varios casos pendientes por resolver. Auditorías con exfuncionarios envueltos en el escándalo. Resultados de auditorías con funcionarios actuales involucrados.

Denuncias penales pendientes por presentar. Por todo esto, lo sucedido ayer a Marco Antonio Fox debe, se tiene, que esclarecer por salud de todos. Fox fue llevado al Hospital Ángeles. Ahí luchaba por mantenerse vivo.

Evidencian la ineptitud de Felton. Como dijeran los chavos: "se le cayó el cantón". Y es que cuando todo parecía que Carlos "Pinocho" Felton se encaminaba a sacar el negocio de la cerveza viento en popa, apareció la Profepa. ¿Y que creen? Pues como las barras de las cervecerías instaladas en la playa para esta Semana Santa no contaban con el permiso correspondiente, pues las clausuraron. La explicación de los representantes de la cervecería del Pacífico, además de infantil, resultó ilusa. Que dizque contaban con el permiso del Ayuntamiento y de Profepa solo verbal.

¡Que...Que! La Delegada de Profepa, Maribel Chollet, con justa razón llegó con sus inspectores. Solicitó los permisos correspondientes. Y nada. Entonces se ordenó la clausura de todas las barras que pretendían poner las cervecerías y el alcalde Felton. No es posible que a las empresas cerveceras las hayan "chamaqueado". Es de kinder. El Ayuntamiento no puede autorizar ninguna cosa en las playas por tratarse de zona federal. Aquí se evidencia la falta de conocimiento del alcalde y se confirma que está tomando decisiones en el aire. Hasta las puntadas y ocurrencias se deben de consultar para no incurrir en esto que está sucediendo en Mazatlán.

A quién pretenden engañar. Estadísticas, pronósticos y derramas económicas con esto de la afluencia turística, son para preocuparnos a todos. No es posible que las autoridades municipales e incluso las estatales nos digan que habrá un arribo de 500 mil visitantes en esta Semana Santa. ¡Por favor! Si en Mazatlán el número de cuartos en hoteles es de nueve mil habitaciones. Suponiendo que en cada cuarto lleguen cuatro personas. Entonces serían 36 mil visitantes, ahora si es que se ocupa el cien por ciento de los hoteles. Y los 474 mil visitantes que restan, ¿ontan? Suponiendo que en torres de condominios, en viviendas rentadas, casas de familiares que reciben visitas, lleguen otros 10, 15, bueno, otros 36 mil. Serían 72 mil visitantes. ¿Dónde están los otros 428 mil visitantes que dice el gobierno que vendrán? En ese mismo nivel andan las cifras alegres que manejan sobre la derrama económica. Lo delicado es que mucha gente les cree. Lo grave es que sean las mismas autoridades las que lancen estas mentiras. ¿Para qué?, uno se pregunta. Nos vemos la próxima semana. [email protected]