Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Suelo privilegiado

Por: Marco Antonio Berrelleza

A pesar de que en Sinaloa se practicaba la agricultura de manera importante, pero rudimentaria, fue hasta 1892 cuando se empieza a explotar racionalmente esta actividad primaria mediante la apertura de canales, que aprovecharían las aguas de los ríos más caudalosos de la entidad.

En 1881 en su informe de gobierno, Mariano Martínez de Castro había expresado la necesidad de impulsar la agricultura mediante la ciencia y la inmigración:

“El estado de Sinaloa es quizás uno de aquellos suelos privilegiados donde la naturaleza ha querido ostentar con verdadero lujo su feracidad y exuberancia. La diversidad de las producciones agrícolas, hacen esperar para el porvenir del estado muy halagüeña perspectiva. Solo falta que nuestros hombres de negocios, nuestros agricultores, se dediquen con especial empeño a tan importante ramo, proporcionándose todos los elementos que la ciencia demuestra como indispensables para llevar por un camino seguro las negociaciones agrícolas (el estado de Sinaloa, 22 de marzo de 1881)”.

Sin embargo, al parecer nadie atendió al llamado del gobernador.

Fue hasta noviembre de 1886 cuando el estadounidense Albert K. Owen estableció una colonia modelo en Topolobampo, en la zona norte de la entidad, con fines agrícolas.

Hoy, Sinaloa es uno de los estados más ricos en producción agrícola a nivel nacional.