Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Tercer Piso

EL DEBATE

Botellazos…. El gobernador, Mario López Valdez, dio la nota ayer al encabezar las conmemoración del Día del Trabajo en Los Mochis, pues ya localizado en el presídium frente a la CTM, aventaba botellas de agua a los contingentes. A un taxista le quebró el espejo retrovisor y a algunos les dio tan fuerte que nomás sonreían como diciendo "Y este". Ah, pero a algunos periodistas les decía: ¿Quieren agua? ¿Quieren agua? Usando la botella como un garrote. Pero no malinterpreten, eh, luego dicen que la prensa le pone de más…

Y lo que quiso decir… El que nomás escuchó la palabra helicóptero y se apartó de la prensa fue el secretario general de Gobierno, Gerardo Vargas Landeros, quien en el desfile del Día del Trabajo en Los Mochis, le echó la bolita a Juan Pablo Yamuni, de la "Unidad de Complacencia y Bendición de Cuentas", funcionario que tampoco quiso entrar en polémica, una vez que declaró que Gerardo podría cubrir lo que se gastó en el traslado a Camahuiroa, pero que ayer rectificó al decir que quiso decir que era una posibilidad. Y cómo no, sí en el desfile no se le despegó…

Brillan por su ausencia. Los dirigentes sindicales y autoridades estatales y municipales se pusieron de acuerdo para no asistir al tradicional desfile del Día del Trabajo en Culiacán, como el gobernador Mario López Valdez estaría en Los Mochis, aprovecharon el día de asueto para descansar. En esta ocasión los trabajadores no tuvieron a quién gritarle sus demandas, a excepción de la UAS, donde el rector encabezó la marcha, que se vio manchada por el zafarrancho entre grupos de choque de la universidad. Y a pesar de la tensión y los enfrentamientos, los policías también brillaron por su ausencia.

La marcha del silencio. La marcha de trabajadores en Mazatlán resultó por demás aburrida. Una que otra pancarta de miembros del sindicato del Ayuntamiento, pero en término generales demasiado tranquilo. Acá, como en varias partes del estado, como del país, la fiesta de los trabajadores sindicalizados que salían a la calle a reclamar sus derechos ante las autoridades y los patrones, pues son cosas del pasado. Otro años, por lo menos Alejandro Higuera Osuna salía al balcón de Presidencia a solidarizarse con los marchistas, hoy ni eso. Todo opaco, todos callados, todos sumisos.

No le saques… Y es que horas después de que el alcalde Carlos Felton González comentara que estuvo a punto acusar ante el mismísimo Enrique Peña Nieto que la Profepa hacía mucho mal a Sinaloa, la Profepa retiró los sellos de clausura al bien inmueble donde se construirá la Plaza Sendero. Qué bueno que se destrabó la obra, ya que a casi a diario iban decenas de trabajadores en busca de empleo y nada, que a final de cuentas son los que pagan, después de los empresarios, las pugnas entre los políticos, como en este caso.

La marcha del honor... A propósito de políticos, los diputados por Guasave se montaron en el templete en el evento obrero; hasta ahí llegaron Ramón Barajas y Jesús Burgos, ambos exalcaldes y que en alguna ocasión presidieron el evento obrero. Armando Leyson presidió el desfile y se vio arropado por una nube de priistas que marchaban junto a él. Por cierto, el alcalde tuvo porras en varios puntos, una de ellas era encabezada por su familia

Como el chinito… mirando lejos. Es como quedaron los pescadores en Sinaloa, luego que se anunciara la petición al diputado sinaloense y presidente de la Comisión de Pesca en la Cámara Baja del Congreso de la Unión, Alfonso "Ponchín" Inzunza, de aplazar la veda de jaiba, tiburón y mantarraya; sin embargo, la esperanza que pregonó a finales de abril el alcalde de Navolato, Miguel Enrique Calderón, de aplazarla 15 días más nomás quedó en una carta-petición entre el papeleo del diputado "Ponchín". Mientras tanto, los pescadores se quedaron como el perro de las dos tortas: sin apoyos del empleo temporal y con la veda encima. ¿En dónde quedó la ayuda que dijo "Ponchín" que les daría o de plano ya se le olvido?

[email protected] @Tercer_Piso