Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Tercer Piso

EL DEBATE

Todos felices, todos contentos. Los que fumaron la pipa de la paz y hasta a un abrazo de reconciliación llegaron, son la presidenta municipal de Salvador Alvarado, Liliana Cárdenas Valenzuela, y el regidor de oposición, Romeo Gelinec Galindo, después de vivir cerca de un mes una serie de dimes y diretes, en los que se pedían bajar sueldos y hasta anunciar que dejarían de hablarse. La reconciliación llegó luego de que el secretario general de Gobierno les 'jalara las orejas' y les habló fuerte para que limaran asperezas y se pusieran a trabajar en equipo por el bien de los ciudadanos.

Amarrados. A pesar de los jaloneos y la percepción de una parte de la militancia tanto en el norte como en el sur, el PRI en Sinaloa presume unidad de cara a 2015 y 2016. Que no son unidades fabricadas ni impuestas, aunque se estén llegando a acuerdos en las candidaturas de renovación de los comités municipales. ¿Y la democracia en el partido? No es imposición, sino evitar fisuras que afecten la imagen. Suman a quien se somete y alejan a quienes no. Eso es lo nuevo de hoy para los políticos, maquillan el autoritarismo con la conciliación, alejada de discusiones que siempre son bienvenidas.

Suspirantes. El senador Aarón Irízar publica constantemente imágenes de sesiones de fotos con niños, estudiantes, deportistas y abuelitas en todas sus redes sociales. Sin embargo, de la discusión y aprobación de las leyes secundarias en materia de telecomunicaciones, no hay información.

Los acomodos... Sentados todos en una mesa redonda, hablando en lo corto. Así es como estaban el legislador federal Blas Rubio Lara, la regidora Cindi Solano y el empresario Pepe Menchaca; frente a ellos, en su misma mesa estaba Víctor Espinoza, el recién estrenado dirigente del PRI. No hay que ser adivinos para asegurar que estaban exigiendo que el sector popular quede en manos de "Pepe", empresario originario de Guamúchil y quien quiere hacer carrera política en Guasave. Ni modo, el resto de los suspirantes tendrá que esperar.

¿Y la investigación cómo va? Juan Salvador Esquer Acedo, quien estuviera a cargo de las investigaciones de supuestas irregularidades en contratos otorgados por Inapesca para operar el Buque de Inspección Pesquera Oceanográfica (BIPO), que fue inaugurado con bombo y platillo en el puerto por el mismo presidente Enrique Peña Nieto, fue quitado del puesto. Lo anterior llama la atención, ya que, en vez de anunciar algún resultado de la investigación tan delicada que tenía, salga, como se dice en la política, "por la puerta trasera". ¿Será que su investigación lo llevó a terreno peligroso o, por el contrario, no había llegado a ningún lado y por eso lo quitaron?

Quedó en nada... La petición de destitución que pesa sobre los hombros del presidente de la Federación de Abogados de Sinaloa, Carlos Roberto Valle Saracho, ni siquiera llegó a tambalear al subprocurador regional de Justicia, Evaristo Castro Borbolla, quien parece que ganó la 'careada' con el respaldo del subprocurador general de Justicia, Martín Robles Armenta. Bueno, eso es por el momento, porque quien conoce a Valle Saracho sabe que no se quedará con los brazos cruzados y los "dardos envenenados" los empezará a lanzar muy pronto contra Robles Armenta, quien se le atravesó en sus propósitos de poder. Ya se habla de que el presidente de la FAS quería poner subprocurador. Con razón tanto ruido y tanta insistencia.

[email protected] @Tercer_Piso