Opinión

TERCER PISO

Por  Tercer Piso

Enredos. En el Congreso del Estado se volvió a vivir uno de esos días largos y sin falta de acuerdo para sacar adelante un asunto con tiempo para ser aprobado. Ayer fue el caso de Lucila Ayala de Moreschi, quien ganó un amparo para ser restituida en la magistratura del Tribunal de Justicia Administrativa del Estado (antes Tribunal de lo Contencioso Administrativo). Después de una larga jornada por la tarde, la mayoría de los integrantes de la Comisión de Puntos Constitucionales aprobó dictaminar a favor de Ayala de Moreschi, con el voto en contra de la priista Gloria Himelda Félix, quien mostró un recurso de aclaración que le envió el magistrado Héctor Torres Ulloa para evitar ser invalidado en el cargo que debe ser entregado a Lucila Ayala, pero la notificación no había llegado formalmente al Congreso local, por lo que no dieron validez al documento mostrado por Félix.  

Salió el peine. Después de la presumida que dio en la presentación del Plan Municipal de Desarrollo 2018-2021 en Ahome de que había ahorrado medio millón de pesos para hacerlo, la directora de Planeación e Innovación, Juan Minerva Vázquez, se llevó las críticas de amplios sectores, y ahora anda en boca de todos, pero porque salió a relucir que plagiaron gran parte del documento. Es decir, lo realizaron con base en teorías de otros, no con las realidades de Ahome ni con el presupuesto que se tiene en el municipio. ¡Así cómo, pues! Si cuando entraron demostraron que no tenían plan, ya se vio otra vez que andan, y seguirán, en las nubes.

Una tras otra. En Escuinapa, la polémica no cede. Los habitantes de ese municipio aún no terminan de discutir el caso del extesorero municipal Sergio N., bajo proceso por el supuesto saqueo de 1.4 millones de pesos a través de un hackeo simulado, cuando se enteran de que el Ayuntamiento ya inició un juicio en contra de otros tres exfuncionarios. Esta vez se trata de exfuncionarios y regidores que no acataron el apercibimiento para solventar los créditos no cubiertos. La suma de los préstamos no cubiertos es por 400 mil pesos.

¿De qué se trata esto? Aunque quiso reservarse su opinión, ayer, la directora del Instituto Municipal de las Mujeres en Guasave terminó hablando del caso de las dos trabajadoras que supuestamente fueron acosadas sexualmente por quien fuera su jefe en la Dirección de Prevención Social y a raíz de la denuncia fuera separado del cargo. Esto porque la funcionaria señaló que las ofendidas, quienes interpusieron una denuncia formal en contra de su exjefe, aún son atendidas por el departamento de psicología de esta área y resulta irrisorio que aún con este procedimiento la alcaldesa ande pensando en reinstalarlo al «no encontrarle» elementos en su contra. La realidad es que, siendo regidora la madre del señalado, seguramente la alcaldesa no quiere perder un voto a su favor en los temas que seguirá sometiendo al pleno y que de seguro no la tendrían nada conforme en caso de que se tomara una decisión en contra de su hijo.

Más vale prevenir. La burra no era arisca, sino a palos la hicieron. Esta frase popular en Angostura la tienen bien reconocida, y prueba de ello es que el síndico procurador Arturo Ávila Atondo presentó ante cabildo la propuesta en la que se detalla que la presidenta municipal Aglaeé Montoya Martínez y la tesorera municipal Alma Judith Solís deberán dejar una fianza de garantía por 100 mil pesos cada una, esto como una base por si ya terminada la Administración llegara a faltar recurso en determinados rubros, que deberían de reponerse de ese monto. El síndico procurador, luego de presentar la propuesta en la sesión de cabildo, en la que incluso no estaba presente la alcaldesa ni la tesorera, porque la primera autoridad de Angostura se encuentra en un viaje de gestión a la Ciudad de México, detalló que esta no es una idea que se le vino por sí sola, sino que detalló que lo manda la ley municipal en el artículo 62 con el fin de proteger los recursos de la comuna.