Opinión

Rebelión y normalidad

PUNTO DE VISTA

Por  Teresa Guerra

Mientras algunas autoridades piden mantener la cuarentena, comerciantes ya buscan la reactivación de sus negocios(Foto: El Debate / Cristina Félix)

Mientras algunas autoridades piden mantener la cuarentena, comerciantes ya buscan la reactivación de sus negocios | Foto: El Debate / Cristina Félix

¿NUEVA NORMALIDAD? Si usted es de los afortunados que no ha tenido un familiar grave contagiado de coronavirus y de los que no ha perdido a nadie cercano por la pandemia, bienaventurado sea, excelente para usted y los suyos. Sin embargo, debe al menos tener consideración y sensibilidad frente a los que no han tenido la fortuna suya; miles de hogares enlutados hay en el país, y se sigue multiplicando la pérdida de vidas. Las cifras deben convocarlo para ser empático con el dolor ajeno, y ser más responsable con la sociedad, con su familia y su entorno. 

Para fines de abril, en México se contabilizaban menos de dos mil muertes por coronavirus; ya para fines de mayo la cuenta ascendió a cerca de 10 mil (más de 8 mil muertes por COVID acontecieron en mayo), y para el día de ayer se contabilizaban 12 545 fallecimientos y más de 105 mil casos de contagios confirmados (y eso que México es de los países que menos pruebas realiza para medir los contagios), lo cual significa que ni hemos domado la pandemia ni se ha aplanado la curva de contagios.
México también es el único país que en pleno ascenso de muertes y casos, las autoridades lanzan un llamado de reincorporación a las actividades, que genera confusión y contradicciones. Porque en la semana de mayor crecimiento de casos y de muertes por COVID, se le llama la semana del retorno a la nueva normalidad, previendo el regreso a las actividades productivas y laborales, lo cual genera un relajamiento del “quédese en casa” y una confusión entre los habitantes del país, que podría significar un rebrote de casos y mayor pérdida de vidas. Esperemos que no acontezca. Sin embargo, el relajamiento y mayor movilidad en las ciudades es evidente. ¿O no?

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

A pesar de que Sinaloa sigue figurando en los primeros sitios de contagio y muertes en el país, y de que México ocupa el séptimo lugar a nivel mundial por número de muertes por coronavirus, superando a Rusia, Perú, Chile, India, Alemania, entre otros, subsisten personas que siguen dudando de la gravedad de la pandemia y que se comportan de manera irresponsable. Si usted no ha padecido el dolor de muchos que han perdido a familiares, no rete a su suerte, mejor cuídese, porque en algunos hogares han perdido a más de tres integrantes, y hay familias con duelos múltiples. Si usted también es de los afortunados que puede seguir resguardándose en casa, que tiene resuelto lo indispensable para comer y subsistir unas semanas más, hágalo, y desobedezca a quienes lo inciten a salir y volver a la “nueva normalidad”, porque normal no serán las semanas ni los meses siguientes. ¿O no? 

Considere que las disyuntivas que hoy tenemos cambiaron de marzo para acá; la prioridad es estar sanos y salvos, y evitar ser contagiados y enfermarse de gravedad. Lamentablemente, los tiempos que vivimos no serán normales ni tampoco serán los mejores.

REBELIÓN SOCIAL. La rebelión que hay decenas de ciudades de EUA por el abuso policíaco, desigualdad, el racismo y el asesinado de un afroamericano es también la motivación para que en México puedan florecer movilizaciones, protestas y desmanes sociales. En México históricamente ha habido excesos y abuso de poder de policías, los hechos de Jalisco lo confirman, y son actos que se repiten en muchas entidades. Hay mucho enojo social, frustración, desempleo y pobreza. Cualquier chispa puede encender la hoguera social y alimentar protestas y desmanes en México. ¿O no?

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo