Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Todo cambia: de las 'trabas' y 'zapetas' a los pañales desechables

HISTORIAS Y AVENTURAS

La corrupción en algunos políticos es como la marea: como va, viene, y tal cual sube, baja. Es la avaricia del poder, y no hay poder humano capaz de contenerla.

No sé si de bebé, al que quizá llamaban "plebito", existía algún tipo de ropa para almacenar "La pipí o la popo", que por lógica debía ser expulsada por aquel pequeño ser que ignoraba los cánones del comportamiento urbano.

Era entonces, la época de los cincuentas en el siglo pasado; las mamás no sabían de pañales desechables, hoy conocidos con marcas de rimbombancia y tallados por etapas, peso y edad.

Que los Kleen bebé, que los Hugies, que los Chicolastics, los Suavelastic, Pampers, Plisse, Suprem, Comodiser ub, Dry-kids, o simplemente Kids, anunciados en la prensa y televisión por niños y niñas que se sienten muy a gusto a la hora de hacer "del uno o del dos".

Y luego que no rozan, que no hay problema con el Ph, que nada de "pomaditas en la colita", y toda esa serie de beneficios que ofrecen las diversas marcas y tipos de pañales modernos.

En la época de los cuarentas y cincuentas no eran pañales los que se usaban en "los plebes" recién nacidos, les llamaban "zapetas", y se confeccionaban por las mamás, con vil tela de manta derivada de costales de azúcar, muy roñosos por cierto, y los más finos, de bolsas donde se empacaba la harina de trigo.

Era entonces pues, la época de "las zapetas", que se atrincaban a la cadera del niño o niña, con una gigantesca traba de color azul o rosita, según fuera el sexo, con las figuras de patitos, pollitos o elefantitos, como las galletas de animalitos, que a veces les picaban las mamás y los plebes nomas soltaban el chillido…¡Uff!... qué época aquella de "Las zapetas", ama…