Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Un desfalco de 250 millones de pesos al erario

ACENTO

Si la inversión de 250 millones de pesos del erario era la estrategia para eficientar el inicio de las nuevas administraciones municipales, el gobernador del estado, Mario López Valdez, puede considerarlo ya no solo un completo fracaso, sino también un desfalco a las arcas públicas.

La mayoría de los ayuntamientos se encuentran en la casi completa invalidez, debido a la falta de recursos y los desórdenes administrativos y financieros heredados.

En el colmo de la desvergüenza, muchos de esos millones de pesos terminaron en los bolsos de los ahora exalcaldes y exfuncionarios municipales.

Las administraciones municipales terminaron haciendo lo primero que se les advirtió, no autopagarse bonos de retiro, aguinaldos de superlujo y otros muchos beneficios.

En el caso de Concordia, por ejemplo, el alcalde Alfredo Vizcarra Díaz sostiene que el gobierno de Eligio Medina Ríos se repartió al menos un millón de pesos en bonos de retiro.

La cantidad bien pudo haber servido para pagar al IMSS dos años de impuestos que adeuda la comuna o la cartera vencida por cerca de 600 mil pesos con la CFE que pone en riesgo el servicio de abasto de agua potable.

En la misma situación se encuentran las comunas de Rosario, Escuinapa y San Ignacio, donde las irregularidades mantienen postradas a las administraciones.