Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Capturan a presunto integrante de gavilla

LOS MOCHIS

Los Mochis, Sin. La Unidad Especializada en Aprehensiones (Unesa) capturó a un presunto integrante de una banda de probables homicidas.

Quien fue arrestado es Rogelio Ezequiel Gómez Carrillo de 27 años de edad, quien al momento de los hechos vivía en la comunidad de San Miguel.

Este individuo fue detectado por la Unesa en la ciudad de Nogales y este fin de semana fue capturado con el apoyo de la Policía Ministerial del Estado de Sonora.

El expediente procesal 30/2012, señala que las víctimas en este caso fueron Olga Madrid Soto de 30 años de edad; Mauro Arnoldo Leyva Salazar de 31 años, y Salvador Valenzuela Valdez de 23, todos ellos residentes del poblado Villa Díaz Ordaz, Ahome.

Los hechos se registraron a mediados del mes de enero de 2012 en la zona del valle del Carrizo. El primer hecho fue en agravio de Salvador Valenzuela Valdez.

A las 21 horas del 12 de enero de ese año Rogelio Ezequiel Gámez Carrillo, acompañado del resto de la banda, integrada por Alfonso Padilla Rabago, Francisco Rosario Duarte Pérez, Pedro Rafael Armenta Coronado y Octavio Rodríguez González, lo sacaron a la fuerza de su residencia privándolo ilegalmente de la libertad.

En una camioneta lo trasladaron a una finca que ellos le llaman "El Cuartito", localizada en el ejido "Chihuahita", en donde durante varios días, mientras lo checaban, lo mantuvieron amarrado y vendado de los ojos.

Salvador Valenzuela Valdez fue considerado enemigo de dicha banda y determinaron llevarlo a la marisma localizada al oriente del ejido Chihuahuita en donde lo privaron de la vida con dos impactos de bala en la cabeza y ahí mismo lo sepultaron.

Posteriormente, Rogelio Ezequiel Gámez Carrillo y sus cómplices mencionados presuntamente privaron ilegalmente de su libertad a Olga Madrigal Soto y a Mauro Alvarado Leyva Salazar; a ella la sacaron del restaurante "ENE", donde trabajaba, el cual se localiza en el paso carretero que conduce a El Carrizo y a él lo sustrajeron de su casa.

También, por espacio de 10 días, atados y cubiertos de la cara, los mantuvieron en el "cuartito", los consideraron enemigos y finalmente los privaron de la vida y sepultaron en la marisma del ejido Chihuahuita.