Policiaca

Familiares reconocieron a Ulises muerto en calles de Culiacán

Familiares comentaron que vieron a Ulises salir de casa a bordo de su motocicleta y cuando volvieron a saber de él, fue que ya estaba muerto de un balazo y en el lugar solo se encontraba su cuerpo.

Por  Ángel Zamudio

Forenses fotografían el cuerpo de Ulises.(Foto: El Debate)

Forenses fotografían el cuerpo de Ulises. | Foto: El Debate

Culiacán, Sinaloa.- En los primeros minutos del lunes, en la colonia Campesina El Barrio, fue asesinado a balazos un joven que fue identificado por sus familiares con el nombre de Ulises N., de 23 años de edad y con domicilio en un fraccionamiento del sur de la ciudad.

De acuerdo con la información que se dio en el lugar de los hechos, el joven recibió un disparo certero en la cabeza. El o los presuntos responsables escaparon sin dejar rastro, antes de que agentes policiales llegaran a la ubicación.

Requerimiento de policías

Rondando las 00:30 horas se hacía el llamado al 911 donde se avisaba que, por la avenida de La Cantera y la calle 10, habían atacado a un joven, quien quedó tendido bocarriba sobre la banqueta de la avenida en el sector antes referido.

En atención a la denuncia, agentes de la Policía municipal se acercaron al lugar y posteriormente daban aviso vía radio que era afirmativo el asesinato y que se requería la presencia de investigadores y peritos de la Fiscalía General de Justicia.

Forenses señala un rastro de evidencia en el lugar de los hechos. Foto: El Debate

El área del crimen quedó acordonada con la cinta amarilla de precaución y resguardada por los agentes, ya que los vecinos de los alrededores ya salían de sus casas para ver qué había pasado; al enterarse que habían privado de la vida a una persona, empezaban a acercarse, pero la delimitación que hicieron los policías evitó que estuvieran cerca del cadáver, donde había evidencias que podían ser alteradas antes de la llegada del personal forense.

Hasta ese momento nadie sabía de quién se trataba, por lo que los uniformados preguntaban a las personas que llegaban si conocían a la víctima, sin que nadie constatara su identidad.

Diligencias

Los elementos del grupo Águila, quienes se encargan de investigar homicidios, arribaron al sitio, al igual que los especialistas en ciencias forenses, para comenzar con los trabajos de campo necesarios y recolectar todas las evidencias.

El peritaje ya llevaba algunos minutos cuando llegaron familiares del fallecido, que desconsolados observaban cómo se hacían los trabajos sobre el cuerpo.

Personal de funerarias se acercaron a los allegados y ahí fue cuando se reveló el nombre y dirección donde residía el infortunado.

Asimismo, salió a relucir que Ulises N. iba a bordo de una motocicleta la última vez que lo vieron, sin embargo, la unidad no fue localizada en el lugar; esa información hizo especular a los investigadores que los presuntos responsables se la despojaron y en ella escaparon por las calles de la zona.

Los especialistas siguieron haciendo las diligencias y se encontró un casquillo de calibre .40 milímetros, y en las pertenencias del joven, las llaves de la moto. Se mencionó que tenía un balazo en la sien del lado izquierdo, que le provocó la muerte.

Al concluir los trabajos forenses, se ordenó el traslado del cuerpo al anfiteatro, donde familiares acudieron a reclamarlo.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo