Policíaca

Padres de Arturito, atropellado en Sinaloa, no tienen dinero para su ataúd

Los padres de Arturo, de 8 años, carecen de recursos y dicen no contar con el dinero para darle cristiana sepultura a su pequeño; el chofer que lo arrolló recibió la sanción de 36 horas de arresto

Por  Alfredo Juárez Rivas

En la avenida Pino Suárez ocurrió la tragedia que enlutó a una familia originaria de Concordia.(Alfredo Juárez)

En la avenida Pino Suárez ocurrió la tragedia que enlutó a una familia originaria de Concordia. | Alfredo Juárez

Mazatlán, Sinaloa.- Treinta y seis horas de arresto fue la sanción que le impusieron al chofer detenido como presunto responsable de haber arrollado con un volteo al pequeño Arturo N, quien perdiera la vida en este trágico accidente vial ocurrido el pasado martes por la tarde en la avenida Pino Suárez, en la colonia Azteca.

Carecen de recursos

Familiares del pequeño contaron la indignación que sienten pues la aseguradora no se ha hecho responsable de los gastos funerales ni nada de lo que implica esta situación. Además, el conductor del volteo será liberado en el plazo ya referido.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

En primera instancia, ellos tienen que correr con los gastos del funeral y guardar los tickets de pago para después hacer el reclamo. 

Felícitas Rentería, madre de Arturo, comentó que se encuentran reuniendo el dinero para pagar el sepelio de su hijo, pues ellos carecen de solvencia económica para hacerlo al no contar con trabajo.

Entre lágrimas, la mujer comentó que mañana su hijo será sepultado. Esperan reunir el dinero para pagar el ataúd. La señora solicita el apoyo de los ciudadanos para afrontar estos gastos.

Cualquier donativo se le puede hacer llegar a su domicilio, en la calle Monturas número 20708, del fraccionamiento Urbi Villas del Real, donde ayer era velado el menor, o depositar al número de cuenta 4152313439514840.  

Amarga aventura

Felícitas Rentería habló sobre la triste situación que se encuentran viviendo desde hace poco más de un año.

La señora, su esposo y sus cinco hijos llegaron al puerto huyendo de la violencia que se vive en la zona serrana de Concordia. Tuvieron que dejar su hogar para buscar una mejor vida.Con palabras entrecortadas,  hablaba con tristeza de lo que se encuentra viviendo.

“Me vine en busca de mejorar. Ya perdí mi casa, mi vida mi tranquilidad, y ahora la vida me quita a mi hijo. Ya no sé ni qué pensar, no sé ni qué hacer. Es muy difícil vivir así, fuera de tu hogar, sin trabajo, pagando renta y sin apoyo de nadie. El gobierno quedó en ayudarnos, y nada, solo recibimos una despensa y fue todo, ya se olvidaron de nosotros”, relató la señora.

Con mucho dolor en el alma, comentó que nunca esperó que esto pasara, de lo contrario, jamás habría salido de su hogar.

Por último, recordó a Arturo como un pequeño muy inquieto pero muy dedicado y bien portado.

El menor cursaba el tercer año de primaria y el hecho de no poder verlo más la tiene muy afectada. 

Síguenos en

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo